Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

EN DISTINTOS OPERATIVOS

La Guardia Civil se incauta en Sevilla de 8.700 kilos de hachís y detiene a 26 personas

Durante el último de los operativos, que ha tenido lugar en Isla Mayor, se han decomisado 2.090 kilogramos de hachís y 16 plantas de marihuana. Se han detenido a dos personas e imputando a otras cinco por sendos presuntos delitos contra la salud pública.

La Guardia Civil se ha incautado de alrededor de 8.715 kilogramos de hachís en distintos operativos desarrollados a lo largo del presente año 2009 en la provincia sevillana. Las operaciones que se han terminado con la detención de un total de 26 personas, según han informado fuentes del Instituto Armado.

Durante el último de los operativos, que ha tenido lugar en Isla Mayor, se han decomisado 2.090 kilogramos de hachís y 16 plantas de marihuana. Se han detenido a dos personas e imputando a otras cinco por sendos presuntos delitos contra la salud pública.

Los hechos comenzaron meses atrás en un dispositivo de la Guardia Civil de Isla Mayor, en colaboración con Policía Local de la localidad, para la persecución y represión del tráfico de drogas.

Como consecuencia de esas investigaciones, se ha procedido a la explotación del servicio con un dispositivo junto con la Policía Local para proceder a la inspección de una vivienda y una nave anexa. El momento de la llegada de los agentes ha coincidido con el de uno de los moradores de la vivienda, quien no ha permitido la entrada a la misma con excusas como no tener llaves o no tener el teléfono de su marido, por lo que se ha accedido por orden judicial.

En el registro de la vivienda no se han hallado elementos delictivos pero sí en la nave anexa. Tras un remolque ligero y oculto bajo unos sacos, se han localizado 67 fardos de hachís con un peso de 2.090 kilos, dos plantas de marihuana, así como 26 garrafas de 25 litros de combustible y un todoterreno con la parte trasera diáfana al objeto de optimizar la capacidad de carga y el remolque que se encontraba sin matrícula y número bastidor.

Por estos hechos, se ha procedido a la detención de A.S.Z., de 39 años de edad y vecina de Isla Mayor, y a J.M.L.Z., de 33 años de edad, vecino de Isla Mayor y un amplio historial delictivo, que fue localizado y detenido posteriormente, siendo decretado por la autoridad judicial su ingreso en prisión.

Segunda fase

Tras este operativo se explotó la segunda fase, consistente en la localización de cultivos de marihuana, por lo que se montó un dispositivo de composición mixta Guardia Civil-Policía Local, en el que se inspeccionaron los huertos anexos o propiedad de un total de siete viviendas en Isla Mayor, en los que previamente se habían localizado los cultivos.

Localizados los dueños de los huertos y acompañados por los agentes, se localizaron 16 plantas, por lo que se procedió a imputar por delitos contra la seguridad colectiva por cultivo-elaboración de droga a un total de cinco personas, concretamente a E.P.B., de 21 años de edad; W.R.C., de 43 años de edad; M.M.C., de 37 años de edad; J.M.M.C., de 22 años de edad, y J.A.M.S., de 26 años, todos ellos vecinos de Isla Mayor.

Por otro lado, la Guardia Civil, en la denominada operación 'Coria', llevada a cabo en Sevilla, desmanteló dos organizaciones dedicadas al tráfico internacional de drogas y detuvo a 17 de sus integrantes. Asimismo, se incautaron de 2.150 kilos de hachís, ocho vehículos, una embarcación y otros efectos procedentes de robos. Además, se intervinieron una nave dedicada a ocultar el hachís para su envío al Reino Unido con un novedoso sistema de ocultación de droga, en el interior de botes de pintura.

La operación se inició a raíz de la información obtenida en varias actuaciones relacionadas con el narcotráfico, entre ellas un accidente aéreo ocurrido el pasado año donde se detuvo a dos personas que transportaban 622 kilos de hachís en una avioneta que se estrelló cerca de la localidad sevillana de Coria.

Avionetas procedentes de EE. UU

Tras las primeras investigaciones, se pudo averiguar que la droga estaba siendo introducida en pequeñas avionetas procedentes del norte de frica y que las avionetas que utilizaba la organización podrían ser procedentes de Estados Unidos. Tras establecer contactos con las policías de Marruecos y Portugal, y con la agencia norteamericana DEA, se consiguió incautar en Marruecos una avioneta y detener al piloto, de nacionalidad norteamericana.

Asimismo, se tuvo conocimiento de que en un operativo de la Policía portuguesa se incautaron 2.190 kilos de hachís y fueron detenidos tres españoles relacionados con la organización. Continuando con las investigaciones, se pudo determinar la existencia de dos organizaciones diferentes, que mantenían frecuentes contactos.

En un tercer operativo, agentes de la Guardia Civil de la Comandancia de Sevilla se incautaron de 3.500 kilogramos de hachís cuando estaban siendo alijados en una orilla del río Guadalquivir. Todo se inició cuando una patrulla de seguridad ciudadana del puesto de Lebrija se encontraba realizando tareas de vigilancia en el río, y en ese momento observó una embarcación semirrígida navegando río arriba a gran velocidad, y sospecharon que pudiera estar cargada de hachís.

Los tripulantes de la embarcación, al percatarse de la presencia de la Guardia Civil, inmediatamente embarcaron en la neumática y navegaron a toda velocidad río abajo. Los guardias localizaron en la orilla, ocultos entre matorrales, 109 fardos de hachís, que fueron trasladados al Puesto de la Benemérita de Los Palacios. En otra operación, agentes de la Guardia Civil del puesto de Lebrija detuvieron a tres hombres y a una mujer por un supuesto delito contra la salud pública, ya que fueron sorprendidos con nueve kilogramos de hachís.

Droga incautada en un control rutinario

Posteriormente, agentes de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia de la Guardia Civil de Sevilla detuvieron a dos personas por supuestos delitos contra la salud pública y contra la seguridad del tráfico, todo ello tras ser detenidos en un control rutinario en la A-4 portando cinco kilogramos de hachís.

Por último, agentes del Instituto Armado de la Comandancia de Sevilla detuvieron a una persona acusado de transportar hachís por el río Guadalquivir, siendo aprehendidos 961 kilos de polen de hachís en 31 fardos.

Etiquetas