Sociedad
Suscríbete por 1€

.

"La DGA debería asistir en la escuela a alumnos con problemas médicos crónicos"

Carlos Navarro Sánchez, miembro del consejo escolar del colegio público El Espartidero de Zaragoza, propone desde la creación de un enfermero escolar a la coordinación con los centros de salud más próximos.

Una situación que se produce a diario es que muchos centros educativos, sobre todo públicos, carecen de asistencia a alumnos con problemas médicos crónicos. Ya me he dirigido al departamento de Salud del Gobierno de Aragón para solicitar información al respecto pero, hasta la fecha, no he obtenido respuesta". Carlos Navarro Sánchez, miembro del consejo escolar del colegio público El Espartidero de Zaragoza, reclama una solución para los alumnos que requieren un tratamiento de larga duración.

 

"Nuestro colegio está especializado en alumnos motóricos, que ya cuentan con sus auxiliares y fisioterapeutas correspondientes, pero también hay otros con problemas médicos crónicos, más concretamente diabetes, que requieren de atención durante el horario escolar", cuenta. Para realizar el control del nivel de glucosa son los padres de los propios estudiantes los que se desplazan hasta el centro, dado que los profesores no tienen competencia para llevar a cabo estas labores. "Es una situación que afecta a la conciliación de la vida familiar y laboral", añade. Este lector se refiere a que hay niños que "precisan de una medicación, un inyectable, una lectora de cifras o niveles...".

 

"Extraña -afirma Navarro- que el sistema educativo aragonés, que dirige la vida escolar de miles de niños durante muchos años de su vida, junto con el sanitario y las Administraciones que hicieran falta no se hayan puesto de acuerdo para abordar este problema, al igual que han hecho en otras Comunidades, como la valenciana".

 

Según pone de manifiesto, habría que abordar una "solución de una manera abierta, donde tengan cabida todas las posibilidades imaginables que vayan, por ejemplo, desde la creación de la figura del enfermero escolar a la coordinación de medios sanitarios".

 

En la carta remitida al Salud de la DGA, en representación de la asociación de madres y padres de alumnos (Ampa) del colegio El Espartidero, solicita información sobre "si existe alguna norma jurídica o protocolo implantado para la asistencia de niños escolarizados con problemas médicos crónicos o si nos podían asesorar de qué forma poder atender la demanda de estos alumnos en el centro escolar".

 

Fuentes del departamento de Educación del Gobierno aragonés destacan que los maestros no son profesionales sanitarios y subrayan que existe una extrecha coordinación entre los centros educativos y de salud para problemas graves que pudieran surgir.

 

En los colegios de educación especial sí existe un ATS, mientras que en los que son preferentes para estudiantes con dificultades motoras tienen fisioterapeutas y auxiliares.

Etiquetas