Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

PERSONAJES

Cuando la vida se vuelve ecológica

.

Antonio Corellano, junto al coche eléctrico que sortea en su página web.
Cuando la vida se vuelve ecológica
HERALDO

Antonio Corellano es un personaje singular. Borjano de pro y nómada impenitente, ha regresado al terruño después de muchos años por América Latina para poner en práctica su particular filosofía de vida, aplicada a una modesta iniciativa empresarial. Ecogeótica es la respuesta a sus inquietudes: una plataforma multidisciplinar que fundamenta su existencia en la comunión con la naturaleza, el aprovechamiento de los recursos naturales y la ilusión por vivir en un mundo mejor, desde el subsuelo hasta las nubes.

El local de Ecogeótica está en el centro de Borja. Sus vecinos, que saben de las andanzas de Antonio, lo miran con curiosidad. La primera tarea que tiene el hijo retornado es vencer las reticencias. "Cuesta un poco -reconoce Antonio- porque esta idea también es un vehículo de salida para los productores locales. Nos centramos en la ecología y el desarrollo sostenible, con una ecotienda abierta a todo el público, ventas de negocio a negocios, servicios de asesoría, formación y holística".

Corellano -hermano mayor, por cierto, de Copi, el teclista que dirigió ocho años el Huracán Ambulante, anterior banda de Bunbury- se explaya en este último terreno. "Es una concepción de la vida, de la salud espiritual y física. Las enfermedades, al fin y al cabo, son llamadas de atención, problemas con la armonía, y hay que cuidar esa parcela con un equilibrio en lo cotidiano".

Ecogeótica presta una especial atención a la vivienda y el entorno familiar. "En una experiencia plena con la ecología influye mucho cómo es tu casa, el uso de energías renovables, reciclaje, decoración orgánica, iluminación no agresiva: por ejemplo, trabajamos con productos como duchas microionizadoras, muebles biomodulares o baños ecológicos que separan residuos sólidos y líquidos... en la aplicación a la agricultura también disponemos de tecnología para el aprovechamiento de la biomasa".

Corellano no para de soltar ideas. "En las ciudades se pueden emprender otras acciones. El coche eléctrico, por ejemplo. Estamos sorteando uno: es modesto, no pasa de 60 kilómetros por hora, pero tiene una independencia de 100 kilómetros, lleva baterías de litio. Con un SMS al 25511 (las bases están en www.ecogeotica.com) entras en el sorteo, cuyo ganador se conocerá al final del año. Ya viene matriculado, es silencioso y muy sencillo de conducir. Parecerá una anécdota, pero es que entiendo que en el asunto de no dañar medio ambiente hay que aportar desde abajo, no podemos esperar a los dictámenes gubernamentales, mediatizados por mil y un factores e intereses. Es una postura individual, aunque trato de fomentar la creación de redes de opinión".

El emprendedor organizará en Litago en junio (por tercer año consecutivo) una feria de desarrollo sostenible, y está en contacto con soñadores proactivos de toda España. "Es una apuesta de desarrollo lento, pero ilusionante. Ahora somos marginales, pero la naturaleza de esta filosofía de vida y trabajo es algo natural. Entiendo que a muchos les suene a chino. Yo solo trato de hacer algo que mejore la vida de los míos y de los que me rodean. Con ilusión, el bien de todos se convierte en el bien personal".

En www.ecogeotica.com vertebra su actividad y sortea un coche eléctrico

Etiquetas