Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

VIOLENCIA DOMÉSTICA

Casi un 30% de los hombres que asesinaron a sus parejas en 2008 tenían antecedentes

En el 21,4% de los casos el asesino tenía antecedentes (sentencias o denuncias) por violencia de género sobre la misma mujer, mientras que el 7,1% registraban antecedentes de violencia contra una víctima distinta de la asesinada.

El teléfono 016 de la atención a las víctimas
Casi un 30% de los hombres que asesinaron a sus parejas en 2008 tenían antecedentes
HA

Cerca del 30% de los hombres que asesinaron a sus parejas en 2008 (21 de los 70 asesinos) tenían antecedentes por violencia de género, según el balance anual presentado en Madrid por el delegado del Gobierno en la materia, Miguel Lorente.

En concreto, en el 21,4% de los casos el asesino tenía antecedentes (sentencias o denuncias) por violencia de género sobre la misma mujer, mientras que el 7,1% registraban antecedentes de violencia contra una víctima distinta de la finalmente asesinada.

En cuanto al modus operandi, más de la mitad de las muertes (53,6%) se produjeron por arma blanca, mientras que en el 15,9 por ciento de los casos, el fallecimiento fue por traumatismo, es decir, el asesino mató a golpes a la víctima. Además, en el 11,6 por ciento de los casos se utilizó un arma de fuego, el mismo porcentaje de casos en los que el homicidio fue por estrangulamiento.

Según el Ministerio de Igualdad, el año pasado fueron asesinadas a manos de sus parejas o ex parejas un total de 70 mujeres, aunque hay siete casos más que la institución mantiene "bajo investigación" porque aún no ha conseguido saber si se trataba o no de crímenes de violencia de género. De mantenerse la estimación de 70 víctimas mortales, habría muerto en 2008 una mujer menos que en 2007.

Denuncias

El delegado del Gobierno afirmó que con estos datos, se habría registrado un descenso del uno por ciento en la tasa de homicidios por cada 10.000 denuncias. No obstante, la cifra de denuncias está actualizada a 30 de septiembre de 2008, por lo que la estadística no incluye a la veintena de mujeres que fueron asesinadas en la recta final del año.

Con las mismas cifras, entre enero y septiembre de 2008 se incrementaron las denuncias un 15,9 por ciento, hasta rondar las 400 diarias y alcanzar un total de 108.261, conforme los datos facilitadas por el Observatorio contra la Violencia de Género del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) el pasado mes de diciembre.

En cuanto a los denunciantes, entre enero y septiembre el 75,6 por ciento eran las mujeres agredidas; el 12 por ciento fueron atestados por intervención directa y el 11 por ciento se derivaron de un parte médico de lesiones. Asimismo, el 1,4 por ciento de las denuncias fueron presentadas por familiares de la víctima, lo que supone un incremento del 116,4 por ciento respecto del año anterior, con cifras del Ministerio de Igualdad.

Víctimas extranjeras

Atendiendo a las víctimas mortales, en 2008 se incrementó la representación de las extranjeras sobre el total de asesinadas, con un 44,3 por ciento frente al 39,4 registrado un año antes. El porcentaje de asesinos extranjeros se mantuvo en este periodo y se situó en torno al 38 por ciento.

El delegado del Gobierno destacó que de las extranjeras asesinadas el año pasado, un 80,7 por ciento se encontraban en España en situación regular y de ellas, un 20 por ciento había presentado una denuncia por violencia de género. Este porcentaje es similar al de las mujeres 'sin papeles' que denunciaron antes de ser asesinadas, un 16,6 por ciento.

A juicio de Lorente, este hecho desmonta el tópico de que las inmigrantes en situación clandestina no acuden a denunciar por miedo a ser deportadas, ya que "no hay mucha diferencia" entre las estadísticas de españolas y extranjeras o entre extranjeras regulares e irregulares: entre el 16 y el 20 por ciento de las muertas había presentado una denuncia.

"Efecto imitación"

Otro dato que destacó Lorente del balance anual es que "entre el 64 y el 65 por ciento de los asesinatos" se "acumulan" en los cinco días siguientes a la comisión de un primer crimen, según explicó, por una suerte de "efecto imitación" por el que el 11,4 por ciento de los homicidios coinciden en fecha, el 22,8 por ciento se producen al día siguiente y el 7,1%, 48 horas más tarde.

"La violencia no genera violencia en los no violentos, pero en aquellas personas que ya la usan (...) puede actuar como un precipitante o como factor imitativo", explicó Lorente, quien incidió en que este efecto de "acumulación" se prolonga hasta el quinto día, cuando se produce el 5,7 por ciento de los crímenes.

El delegado del Gobierno también dio cuenta de la actualización a mes de diciembre de las llamadas registradas en el número de atención a víctimas de maltrato 016, que atendió un total de 90.666 comunicaciones en todo el año, la mayor parte de ellas en horario laboral, preferentemente los lunes y con más incidencia en marzo y agosto.

El grupo más amplio de llamadas (22.521) procedían de Madrid, comunidad a la que siguieron las comunicaciones desde Andalucía y Cataluña. Al otro lado de la línea había un 68,7 por ciento de mujeres que mantenían la convivencia con el agresor; un 90,6% de ellas que tenían hijos y un 51,6% de mujeres en situación activa. Además, el 75 por ciento de las llamadas fueron realizadas por españolas.

Etiquetas