Despliega el menú
Sociedad

LEY DE DEPENDENCIA

El Gobierno aumentará un 33% los fondos de la Ley de Dependencia

Todos los grupos en el Congreso, a excepción del PSOE, consideran esta medida "inviable" para la sostenibilidad del sistema

La crisis económica no afectará "nunca" a los presupuestos programados para la Ley de Dependencia. Así lo ha asegurado la ministra de Educación, Política Social y Deporte, Mercedes Cabrera, quien anunció que el Gobierno aumentará un 33 por ciento los fondos de la Ley de Dependencia de cara a 2009, de manera que éstos alcanzarán los 1.158 millones de euros. Esta decisión se toma siguiendo lo establecido por los Presupuestos Generales del Estado (PGE), sin embargo, no ha sido del agrado de los grupos políticos en el Congreso, a excepción del PSOE, ya que dicen que esta medida es "inviable" para la sostenibilidad, tanto a corto como a largo plazo, del sistema de dependencia.

En su comparecencia en la Comisión de Educación, Política Social y Deporte, Cabrera anunció la decisión del Ejecutivo de aumentar un 33 por ciento los fondos de la Ley de Dependencia hasta alcanzar los 1.158 millones de euros previstos para 2009 en los PGE, cantidades que no cambiarán a pesar de la crisis, apuntó la ministra. Así, defendió que la situación económica del país "nunca" iba a perjudicar el presupuesto de esta norma y señaló que, si bien el 'copago' (la cantidad que tienen que pagar los beneficiarios) y la acreditación de los centros "son fundamentales", "hay que darles una vuelta para mejorar su contenido y garantizar el mínimo de calidad en los servicios prestados".

La titular de Política Social subrayó que "no se puede funcionar sobre la base de afirmaciones genéricas" y que para ello ha pedido a las comunidades autónomas "todos" los datos relativos al despliegue de la ley como número de beneficiarios efectivos de personas que están recibiendo ayudas que, apuntó, sólo los tienen las Autonomías. En cuanto a la sostenibilidad del sistema, Cabrera señaló que "es necesaria" pero justificó que "todavía ha transcurrido poco tiempo" y que "no hay que olvidar que la filosofía de la norma es garantizar este mínimo común de servicios de calidad a todos". Reconoció, además, que hay más 'cuidadores informales' que lo que la ley preveía, pero que la tendencia es que "esto vaya cambiando en la medida en que se construya una red de asistencia y de servicios".

Sin embargo las palabras de Cabrera no han convencido a los Grupos políticos en el congreso, a excepción del PSOE. Así, para la diputada del Grupo Popular, Lourdes Méndez, la financiación de la ley y su sostenibilidad es "es inviable, a pesar de que se esté cumpliendo con la memoria de la norma" ya que a su juicio, sólo es fruto del "esfuerzo descomunal" de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos. "Hay que garantizar la sostenibilidad del sistema y no son suficientes los fondos para el nivel mínimo ni para el nivel acordado", advirtió.

Etiquetas