Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

Las cenizas de Mila Ximénez acaban en Ámsterdan

La colaboradora de televisión dejó claro que quería estar cerca de su hija y sus nietos, que viven en esa ciudad.

Los hermanos y la hija de Mila Ximénez, en el tanatorio de La Almudena.
Los hermanos y la hija de Mila Ximénez, en el tanatorio de La Almudena.
Óscar Ortiz/Europa Press

Mila Ximénez siempre había manifestado el profundo amor que le tenía a su familia y su deseo de retirarse pronto de la televisión para pasar más tiempo junto a su hija, yerno y nietos. La distancia que les separaba al vivir ellos en Ámsterdam y Mila en Madrid, provocaba en la colaboradora una gran tristeza por no poder disfrutar más de Alexander y Victoria.

Por ello, ya que no pudo llegar a cumplir su deseo de jubilarse en Países Bajos, una de sus últimas voluntades fue que sus cenizas descansaran en misma ciudad en la que vive su familia y así estar con ellos.

"Ella es donde ha querido estar siempre, al lado de su hija y de sus nietos, pero la distancia no lo ha permitido. Mila todo lo que había planificado en los últimos años era pensando en el momento en el que viviese al lado de ellos, con los que tenía una relación muy cercana. Ese ha sido siempre el objetivo de Mila", reconoció su hermano Manolo.

Alba no ha dudado en cumplir esta petición de su madre, y viajará con sus cenizas en su regreso en avión a su casa. La hija de Mila regresará a España junto al resto de su familia próximamente para pasar unas vacaciones con sus tíos. La escapada estaba planeada por la periodista, y solicitó que, aunque ella ya no estuviera, lo hicieran en su honor.

Todo el proceso de despedida fue meticulosamente organizado por ella misma, pues llevaba semanas esperando su marcha mientras descansaba en casa acompañada de sus hermanos, Manolo, Encarna y Concha, y su hija, Alba. Tuvo la suerte de saber que se iba y poder despedirse de sus seres queridos. La periodista eligió desde las canciones que quería que sonaran en su funeral -el ‘Ave María’ de Schubert; ‘Solamente tú’, de su amigo Pablo Alborán, y la copla ‘Y sin embargo, te quiero’, de Juanita Reina- hasta el destino de sus cenizas.

Su hija y sus hermanos fueron su pilar más importante en sus últimos meses de vida, en los que Mila pasó momentos muy duros en su lucha contra el cáncer, y el pasado miércoles fallecía.

Santana no lo sabe

Por otro lado, según reveló Alessandro Lecquio, el extenista Manolo Santana, exmarido de Mila Ximénez, aún no ha sido informado de la muerte de la que fue su pareja y madre de su hija Alba.

En la actualidad, Santana ocupa el cargo de presidente honorífico del torneo de tenis Masters de Madrid, aunque sus apariciones son cada vez más contadas debido a su delicado estado de salud. La última que se le vio en público fue el mes pasado, en uno de los partidos del torneo madrileño. Manolo Santana ha estado cuatro veces casado. Su primera mujer fue María Fernanda González-Dopeso, cuyo matrimonio transcurrió entre 1962 y 1980 y con la que tuvo tres hijos. En 1983 se casó con Mila Ximénez, pero se divorciaron tres años después. Fruto de ese matrimonio nació Alba.

Entre 1990 y 2008 estuvo casado con la modelo sueca Otti Glanzelius y desde 2013 hasta la actualidad, con la colombiana Claudia Inés Rodríguez.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión