Despliega el menú
Sociedad

Urdangarin retomará un permiso suspendido por el covid sin hacer cuarentena con otros presos al estar aislado en Brieva

El aislamiento de Urdangarin en un módulo sin contacto con otros presos le permite que recupere ya las salidas ordinarias.

Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina, por las calles de Vitoria el día de Navidad.
Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina, por las calles de Vitoria el día de Navidad.
David Aguilar/EFE

La cárcel de Brieva (Ávila) ha autorizado que Iñaki Urdangarin retome un permiso de salida ordinario que quedó suspendido por las medidas para prevenir el contagio de coronavirus, han informado a Europa Press fuentes penitenciarias. Al estar desde su ingreso aislado en esta cárcel de mujeres no tendrá que someterse a la cuarentena obligatoria en un módulo específico junto con otros presos para evitar la posible transmisión del virus a su regreso del permiso.

Las citadas fuentes penitenciarias señalan que este próximo mes de julio la cárcel de Brieva revisará el régimen de vida de Urdangarin, que fue clasificado en segundo grado desde que ingresó voluntariamente en esta cárcel de mujeres hace ahora dos años, para cumplir la condena de cinco años y diez meses que le impuso el Tribunal Supremo por corrupción en el 'caso Nóos'.

El aislamiento de Urdangarin en un módulo sin contacto con otros presos le permite que recupere ya las salidas ordinarias, una vez levantadas en paralelo las restricciones de movilidad entre provincias. Instituciones Penitenciarias suspendió las comunicaciones y salidas por el coronavirus y en la fase de desescalada estableció que los internos que volvieran de permisos hicieran cuarentena en un módulo específico. Se trata de una medida, no obstante, que puede quedar en suspenso en la nueva normalidad.

La situación en Brieva del marido de la infanta Cristina, que fijó su residencia en Vitoria para anteriores salidas, fue objeto de reproche del juez de Vigilancia Penitenciaria Número 1 de Valladolid, Florencio de Marcos Madruga, que justificó nuevos permisos de fines de semana en aplicación del artículo 100.2. Lo justificó en "compensación" ante la "inacción" de Instituciones Penitenciarias ya que, según este magistrado, el interno estaba aislado como se hacía en el siglo XVIII.

El pasado 1 de abril, en plena crisis sanitaria por la pandemia de Covid-19, la Audiencia Provincial de Palma revocó -previo recurso de la Fiscalía- la decisión del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria de Valladolid de flexibilizarle el segundo grado o régimen ordinario.

Salidas ordinarias y artículos 100.2 y 117

Urdangarin quería acogerse al artículo 100.2, el mismo que disfrutan los presos condenados por el 'procés' independentista, para tener permisos adicionales de salida dos fines de semana al mes. Al cuñado del Rey también se le suspendieron durante la pandemia las salidas programadas desde septiembre para hacer voluntariado en virtud al artículo 117 del Reglamento Penitenciario, ya que la ONG Hogar Don Orione se autoaisló para evitar la propagación del virus.

El marido de la infanta Cristina disfrutó de su primer permiso ordinario las pasadas Navidades, una vez cumplida una cuarta parte de su condena. La legislación permite a los presos clasificados en segundo grado disfrutar de hasta siete días de permiso "como preparación para la vida en libertad", con un máximo de 36 días al año

Estos permisos son de 36 días al año para los penados clasificados en segundo grado o de hasta 48 días para los que estén en tercer grado o régimen de semilibertad. La junta de tratamiento de Brieva hasta ahora ha rechazado la progresión de grado de Urdangarin, que en este caso tendría autorización para acudir a la prisión solo a dormir de lunes a jueves, aunque previsiblemente sería en otro centro cercano al domicilio que fije -hasta ahora, Vitoria- porque la cárcel de Ávila no dispone de sección abierta.

Etiquetas
Comentarios