Despliega el menú
Sociedad

estudio

El 79% de los españoles cree que su salud es buena

La percepción es parecida entre hombres y mujeres, según una encuesta del Instituto Dym.

Composition with variety of organic food. Balanced diet.
Las personas de más edad siguen mejores hábitos alimenticios.
Heraldo.es

Si bien con un ligero descenso en 2019 con respecto  a 2018, una gran mayoría de los españoles, el 79%, considera que su salud es buena o muy buena, con un porcentaje idéntico en hombres y mujeres. Sólo un 2% la percibe como mala.

A nivel mundial, las cifras son parecidas, con un 77% de personas que tienen una opinión positiva de su estado general de salud. Polonia, con un 50% y Hong Kong, con un 41, son los países más pesimistas sobre su propia salud. Al otro lado, Canadá e Indonesia, con un 95 y un 93%, respectivamente, son los que se ven más sanos.

Son los principales resultados de una encuesta del Instituto DYM, en colaboración con WIN International, una asociación mundial en investigación de mercado, sobre los hábitos de vida y salud de los ciudadanos en muy diversos aspectos: el estrés, las dietas, el tabaco, el ejercicio…

Con respecto a los siete comportamientos rastreados, se observaron pocos cambios en 2019 con respecto al año anterior.

Así, ha aumentado ligeramente, del 34 al 35%, el número de personas que toman medicamentos recetados por el médico regularmente. Tres décimas ha subido el porcentaje de personas que hacen dieta, del 15 al 18%. También, las que padecen de estrés y hacen ejercicio, el 30 y el 37%, respectivamente.

En cuanto a los que beben y fuman, hay un descenso, de 2 y tres décimas, respectivamente. También bajan las que duermen bien: del 64 al 61%.

La encuesta también arroja datos como que la mitad de la población mundial, el 54%, se preocupa por una vida saludable. Por ejemplo, el 43% lee las etiquetas con información nutricional de los productos y el 27% controla las porciones que come.

En esa línea, el 37% de las personas consultadas redujo la ingesta de alimentos envasados, el 41% decidió disminuir la comida rápida, el 38% bajó la cantidad de dulces, el 23% aumentó el consumo de productos orgánicos y el 19% el de alimentos bajos en grasas o azúcares.

El estudio también señala que las personas de más edad siguen más hábitos saludables que los jóvenes.

En lo que se refiere a comportamientos y consumo, las personas que se consideran sanas hacen, según la encuesta más ejercicio (425), leen etiquetas nutricionales (48%), no sufren estrés (38%), comen alimentos orgánicos (29%) y consumen productos bajos en grasas y azúcares (25%).

Etiquetas
Comentarios