Despliega el menú
Sociedad

curiosidades

Un niño de 5 años conduce el coche de sus padres por una autopista para ir a comprarse un Lamborghini

El suceso ocurrió este lunes en Utah (EE. UU.), y el pequeño contó al agente que lo detuvo que había discutido con su madre porque no le compraba el lujoso vehículo. 

El niño de cinco años conductor, con el agente que le dio el alto.

Hay quien a temprana edad ya es muy habilidoso al volante, y otros que en su vida superan el miedo a llevar un coche. Pero el colmo de la precocidad en la conducción es el caso de un niño de cinco años que fue detenido el lunes pasado en plena autopista conduciendo solo el vehículo de sus padres. Luego se pudo averiguar que viajaba hacia California para comprar su propio coche, un Lamborghini para más señas

Ocurrió en Utah, en Estados Unidos, y el agente policial que lo detectó no daba crédito a lo que estaba viendo al comprobar cómo un pequeño de tan solo esa edad conducía por la autopista estatal en dirección a California. Fue un policía que estaba en la carretera tratando de localizar a un conductor que había superado el límite de velocidad quien se fijó en otro vehículo que circulaba de forma extraña. Según explicó el agente, Nick Street, a BuzzFeed News, “hay una curva en ese trozo de la carretera y es como si el conductor estuviese teniendo problemas a la hora de trazarla”. Fue entonces cuando el policía decidió detener al vehículo, y al llegar a la ventanilla del conductor, se dio cuenta de que se trataba de un niño de cinco años que había usado ambos pies para accionar el pedal de freno.

Tras ayudar al niño a parar el motor, este le contó al agente que se había escapado de casa para ir a California a comprar un Lamborghini. Según la versión que explicó a Nick Street, había discutido con su madre porque no quería comprarle el lujoso coche, así que decidió por su cuenta y riesgo dirigirse hacia California a adquirirlo con el coche de sus progenitores. La hazaña era arriesgada y difícil en todos los sentidos, dado que para realizar la compra llevaba tres dólares encima, según explica en dos mensajes de Twitter la policía de tráfico de Utah en dos posts en Twitter.

Etiquetas
Comentarios