Despliega el menú
Sociedad

Tercer Milenio

Instaciencia

Arte de laboratorio: una zaragozana, premiada en el concurso 'Agar Art'

Una investigadora zaragozana, Isabel Franco, ha logrado el tercer premio de la categoría Profesional del concurso 'Agar art', que premia obras de arte hechas con cultivos microbianos. 

‘Fu(n)ji-san’, de Isabel Franco, tercer premio del concurso ‘Agar Art’.
‘Fu(n)ji-san’, de Isabel Franco, tercer premio del concurso ‘Agar Art’.
Isabel Franco

Peces y flores de loto, autorretratos, desiertos y palmeras, volcanes en erupción... Son algunos de los motivos de las obras ganadoras de la última edición de un concurso muy singular. Ideado por la Sociedad Americana de Microbiología en 2015, aquí los verdaderos artistas son los microbios que se hacen crecer en una placa de Petri. Puro ‘Agar Art’ (agar es la gelatina de la que se alimentan los microorganismos).

Este año, una investigadora zaragozana ha logrado el tercer premio de la categoría Profesional (dirigida a personas que se dedican a la ciencia, ya sea como investigadores o como estudiantes). Isabel Franco realiza su tesis en el Instituto de Ciencia de Materiales de Aragón y, en su placa de laboratorio, hizo surgir un volcán en una isla rodeada de corales que tituló ‘Fu(n)ji-san’, jugando con las palabras ‘fungi’ (hongo, en inglés) y el monte Fuji. Entre los ingredientes, además de colorantes alimentarios: un microorganismo rojo para el coral, el moho ambiental Cladosporium cladosporioides para la montaña y otro moho, Aspergillus ochraceus, “que genera esporas muy parecidas a la arena de la playa”, señala. 

El proceso comenzó tras inocular con un pincel un microorganismo rojo aislado de un alimento en el medio de cultivo –teñido de azul para simular un mar–; en 24 horas obtuvo el dibujo del coral. “Aunque no podemos ver los microorganismos a simple vista, cuando crecen sobre medio de cultivo sólido, como es este caso, dan lugar a lo que llamamos 'colonias', que son agrupaciones de muchísimas bacterias (o levaduras) que podemos ver a simple vista -explica-. Por eso, tras incubar el medio de cultivo con el microorganismo durante 24 horas, se obtiene un dibujo definido creado por los microorganismos que están creciendo sobre la superficie por donde se pasó el día anterior con el pincel”. 

Para crear el volcán lo que Isabel Franco hizo fue “hacer un molde con papel de plata en forma de montaña y verter el medio de cultivo en él”; al solidificar y desmoldar, la forma se mantiene. Después, inoculó ese medio de cultivo en forma de montaña con un moho ambiental (C. cladosporioides). Tras tres días de incubación, el medio de cultivo estaba completamente cubierto por el moho, dándole esa tonalidad verde. Para crear la arena utilizó otro moho (A. ochraceus) y, por último añadió “medio de cultivo con agar sobre el volcán, teñido esta vez con colorante alimenticio rojo, para crear la lava”.

Graduada en Biotecnología y máster en Biología Molecular y Celular, Isabel Franco investiga la síntesis de nanopartículas y otros compuestos nanoestructurados con actividad antimicrobiana para prevenir el biodeterioro del patrimonio. En el laboratorio "sintetizamos los compuestos, estudiamos si tienen actividad frente a distintas cepas de bacterias y hongos, y después los aplicamos en muestras reales del patrimonio para hacer ensayos in situ y ver su efectividad sobre las superficies a tratar", señala.

Un total de 415 artistas procedentes de 43 países han participado este año en el certamen ‘Agar Art’, que también está abierto a niños y a personas que no se dedican de manera profesional a la ciencia.

-Ir al suplemento Tercer Milenio

Etiquetas
Comentarios