Despliega el menú
Sociedad

Heraldo Joven

sexo

Uno de cada cuatro jóvenes practica sexo sin protección

Los adolescentes pierden la virginidad a los 17 años y utilizan Internet para informarse, según un informe de la Fundación Española de Contracepción

El preservativo es el único método que previene de las enfermedades de transmisión sexual.
El preservativo es el único método que previene de las enfermedades de transmisión sexual.
schantalao

Uno de cada cuatro jóvenes en España practica sexo sin protección, en un entorno en el que la presión social, el mito de la virginidad o la escasa información juegan un papel clave. Esta es una de las principales conclusiones de la encuesta anual de la Fundación Española de Contracepción (FEC), presentada el pasado viernes 27 de septiembre en Madrid. Concretamente, los hombres y mujeres de entre 16 y 25 años tienen sus primeras experiencias sexuales con una edad media de 17 años y además resulta «insatisfactorio» para el 70% de las mujeres. La edad con la que los jóvenes pierden la virginidad tiende a disminuir con el paso de los años, de acuerdo a la encuesta. Alrededor de la mitad de los jóvenes encuestados -un 47%- utiliza internet para investigar sobre la sexualidad, mientras los amigos es la segunda fuente de información más consultada, tanto por los hombres como por las mujeres. En cambio, solo tres de cada diez se informan a través del consejo del orientador en los colegios. Los padres, «por el pudor», son los menos preferidos por estos para impartir la educación sexual, ha explicado el presidente de FEC, José Ramon Serrano.

La protección es un elemento clave en las relaciones sexuales con penetración. Cuando se utiliza, el preservativo es el método escogido por el 52% de los jóvenes encuestados -el 70% lo usa porque desea evitar embarazos-, seguido por la píldora, con un 23%, mientras que el 5% practica el coitus interruptus, un modo en absoluto seguro. Tanto ellos como ellas desconocen otros métodos anticonceptivos que no sean el preservativo o la píldora. Por contra, el 30% de los encuestados afirma no utilizar ningún tipo de protección en el coito porque «no ven ningún tipo de peligro». Factores como la confianza en la pareja -un 38%- o el conocer a la otra persona -31%- también inciden en que tres de cada diez jóvenes no utilice métodos anticonceptivos.

Por otra parte, el doble método anticonceptivo ya no se lleva. Así lo reflejan siete de cada diez jóvenes encuestados por la FEC, que además recalcan que nunca han tenido que concurrir a la píldora del día después, aunque el 15% de las mujeres menores de edad la ha tomado alguna vez, una cifra que va creciendo considerablemente hasta alcanzar el 35% entre las mujeres de 16 y 25 años. Siete de cada diez jóvenes recurrieron a este anticonceptivo de urgencia por la rotura del preservativo frente a un 22% que reconoció «deberse a una mala práctica» como no usar protección durante el coito o la «marcha atrás» -realizada por dos de cada diez encuestados-. El desconocimiento sobre las enfermedades de transmisión sexual (ETS) sigue siendo amplio entre los jóvenes. «Estas cosas les pasan a las demás, a mí no», es la respuesta más común entre la mayoría de las chicas encuestadas.

Las parejas coinciden en que son ellos los que incitan a ellas a tener relaciones sexuales. Siete de cada diez hombres dicen ser los que dan el primer paso. En cambio, las mujeres lo ven algo paritario. Solo la mitad de las encuestadas creen que su pareja inicia las relaciones sexuales. Además, otra de las preocupaciones de los jóvenes es la frecuencia de los actos: el 32,4% de los jóvenes responde que durante los últimos meses no ha mantenido relaciones sexuales, el 20,6% asegura que ha mantenido relaciones una vez a la semana, el 17,7% dice que ha mantenido dos relaciones a la semana, el 13,7%, tres, y el 15,5%, cuatro o más por semana.

Etiquetas
Comentarios