Despliega el menú
Sociedad

Falta de referentes

Por
  • María Frisa
ACTUALIZADA 12/04/2019 A LAS 02:00
Las obras de autoría femenina suelen ser olvidadas sistemáticamente.
Las obras de autoría femenina suelen ser olvidadas sistemáticamente.
José Miguel Marco

Pertenezco a la otra mitad del planeta. A las mujeres. A la que se ha invisibilizado durante siglos hasta dejarnos sin referentes. Sin modelos a seguir, las aspirantes a artistas infravaloran sus capacidades y limitan sus sueños. Esta eliminación de referentes se sigue haciendo de forma deliberada y sistemática, pero también por ignorancia o simple automatismo. A la mente acuden con más rapidez las obras masculinas porque son más citadas, más famosas, gozan de mayor prestigio e incluso nos han obligado a memorizar bastantes de ellas.

Voy a citar un ejemplo reciente. En este periódico, con motivo del Día del Padre, se nos preguntó a nueve artistas, mujeres y hombres: "¿Cuáles serían sus novelas preferidas o películas sobre la figura del padre o la relación padres e hijos?". Me sorprendió y entristeció leer las respuestas de los demás: recomendaron un total de 23 obras. Todas de autoría masculina. Todas. Yo, intencionadamente, elegí tres libros autobiográficos escritos por mujeres. Ante esta discrepancia, me planteo: ¿Me equivoqué?, ¿las hijas no tenemos relación con nuestros padres?, ¿no estaba implícita en la pregunta? O… ¿sencillamente los otros eligieron con ese automatismo al que he hecho referencia?

Debemos esforzarnos, nombrar obras de autoría femenina conscientemente hasta que sean tan numerosas, conocidas y valoradas que se produzca el automatismo. Por cierto, yo elegí ‘Léxico familiar’ de Natalia Ginzburg, ‘La hija del amante’ de A. M. Homes y ‘A la caza del amor’ de Nancy Mitford.

María Frisa es escritora

Etiquetas