Sociedad

Las polémicas frases que hicieron aún más famoso a Karl Lagerfeld

El famoso diseñador alemán, y la cara más visible de Chanel en la actualidad, ha fallecido a los 85 años, dejando un importante legado estilístico tras de sí.

El diseñador trabajó para Chanel desde 1983 hasta el día de su muerte.
HA

El pasado martes, 19 de febrero, la moda vivía uno de sus días más negros: el 'kaiser' de la moda, Karl Lagerfeld, fallecía a los 85 años en París, dejando tras de sí décadas de historia del estilismo, el diseño y la astucia en los negocios (en la actualidad estaba al frente de Chanel, Fendi y de su propia marca); así como un enorme vacío en las pasarelas internacionales, en las que no participó en los últimos meses debido a su delicado estado de salud.

Famoso por llevar siempre gafas negras opacas y lucir una delgada figura (dicen las leyendas urbanas que adelgazó 40 kilos para poder enfundarse el traje de pantalón pitillo creado por Slimane para Dior), Lagerfeld siempre destacó por su genialidad y excentricidad y por poseer una lengua afilada de la que nadie consiguió escapar, dejando grandes y polémicas citas por las que siempre se le recordará, como su "piensa en rosa, pero no lo vistas" o "no me gustan las personas feas".

Diez frases polémicas por las que siempre se recordará a Karl Lagerfeld

"Tengo los pies en la tierra, solo que no en esta Tierra". "Coco habría odiado lo que yo hago". "Actúo las 24 horas del día, toda mi vida es una pantomima". "La vida no es un concurso de belleza, algunas personas feas son geniales. Lo que odio es la gente desagradable y fea".  "El chándal es la prenda que una mujer usa cuando pierde el control sobre su propia vida". "No me suelo recomendar como diseñador de vestidos de novia. Todas acaban divorciándose". "Odio las conversaciones con intelectuales porque solo me importa mi opinión".  "Las madres gordas que se sientan frente al televisor con sus bolsas de patatas fritas son las que dicen que las modelos delgadas son feas... Nadie quiere ver mujeres gordas". "Los tatuajes son horribles; son como vivir en un vestido de Pucci todo el rato". "Soy una caricatura de mí mismo y me gusta. Es como una máscara. Para mí el carnaval de Venecia dura todo el año".

Etiquetas
Comentarios