Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Opinión

¿Educación?, ¿cultura?

Conversaciones a grito limpio en bares y cafeterías, uso excesivo del móvil, coches a toda velocidad... detalles cotidianos de un bajo nivel educativo.

José Verón Gormaz 04/09/2018 a las 05:00
Etiquetas
Los teléfonos móviles se usan en exceso: aquí, allá y en todas las partesEfe

Si se consideran la popularidad y los rendimientos económicos, es incomparable el lugar encumbrado que ocupan los ases del fútbol respecto al de los médicos más prestigiosos. Podríamos ampliar esta desigualdad a los científicos. En una carta al director de HERALDO, el poeta Venancio Rodríguez lo proclamaba acertadamente, con referencia expresa al doctor Cavadas y las mejoras que consiguió para un niño tetrapléjico. Esa desigualdad se acepta como una circunstancia habitual de nuestro tiempo, aunque en el fondo se sienta la injusticia flagrante del asunto.

Entonces aparece, como una sombra necesaria, la fuente en la que debieron manar las aguas del progreso cultural: la educación, siempre relacionada con la cultura y con la convivencia. Y no es algo que se elabore exclusivamente en los centros escolares; la importancia de los criterios familiares es fundamental. ¿Cuál es el nivel actual de la educación? En mi opinión, bastante bajo.

En las calles podemos observar infinidad de detalles que inducen al desánimo. Hay automóviles que circulan a velocidades excesivas, cuando no convertidos en discotecas ambulantes, con la música a tope y las ventanas abiertas. Tampoco los viandantes se libran del desastre, por su forma egoísta de caminar y la ignorancia voluntaria y frecuente de las señales de tráfico: todos los derechos y ninguna obligación. También las bicicletas y los patinetes tienen sus flecos ocasionales, quizá por falta de consideración al prójimo. O esas conversaciones a grito limpio que hay que soportar en los bares y las cafeterías.

Un síntoma desalentador que este verano he detectado procede de algunos individuos que comen en los restaurantes con el sombrero puesto. Ciertamente deplorable, tanto como el uso excesivo de los teléfonos móviles aquí, allá y en todas las partes. No siempre se observan las normas elementales de educación. Recuerdo una anécdota ocurrida durante un cursillo para adolescentes, en el que la profesora citó a Antonio Machado y preguntó: "¿Sabéis quién fue?". Solo un muchacho levantó la mano, y dijo: "No estoy seguro si fue un futbolista o un cantante". Con este nivel cultural, el horizonte es nebuloso. Malos augurios, que surgen tanto de los detalles como de las generalidades. Así es nuestro tiempo. ¿Y qué será mañana?





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo