Despliega el menú
Sociedad

¿Te gustaría bañarte en cerveza? Este es tu sitio

Este tipo de establecimientos ya existía en países como Alemania o República Checa, y, por fin, ha abierto sus puertas en España el primer spa de cerveza. ¿Tardará mucho en llegar en Zaragoza?

'Echar unas cañas' es algo habitual en España.
'Echar unas cañas' es algo habitual en España, pero la cerveza también puede usarse en otros ámbitos.
Unsplash

Tiene múltiples beneficios para la salud, es la excusa perfecta para una reunión de amigos y su sabor nos recuerda al verano. Se trata de la cerveza, esa deliciosa bebida espumosa que, tomada bien fría, es el acompañamiento perfecto para -casi- cualquier momento. Eso sí, tomándola siempre en su justa medida para evitar problemas y dolores de cabeza al día siguiente.

Tal es la afición por esta bebida que incluso tiene su propio hotel dedicado a la elaboración artesana, aunque para disfrutarlo hay que cruzar el charco hasta Estados Unidos. No obstante, sus seguidores están de enhorabuena, ya que mucho más cerca acaba de inaugurarse otro plan "de cañas" de lo más original: Beer Spa España, un centro de relax y belleza en el que la conocida bebida es protagonista indiscutible de todos los tratamientos. Se encuentra en la ciudad de Granada y sus creadores aseguran que está teniendo muy buena acogida por parte de los clientes.

Tratamientos

El circuito básico incluye un baño en un barril de burbujas con los componentes de esta bebida (malta, lúpulo y levadura) disueltos en agua caliente, mientras se degusta una espumosa bien fría y un aperitivo tradicional de la tierra. Le sigue una sauna de cerveza para abrir bien los poros y unos 20 minutos de relax envuelto en grandes toallas sobre una cama de cebada fresca, para que los extractos de esta bebida penetren bien en la piel. La experiencia se puede completar con tratamientos faciales y corporales en los que el lúpulo, la cebada y la levadura están muy presentes.

Según informan en la página web del establecimiento, evitar la formación de arrugas en la piel, combatir la flacidez, reducir el estrés o mejorar la circulación sanguínea son algunos de los beneficios de estos baños de cerveza. Eso sí, los que piensen que este spa puede ser el lugar perfecto para disfrutar de esta bebida sin límite alguno están muy equivocados, pues la cerveza que se emplea en los tratamientos no es apta para el consumo. 

Etiquetas
Comentarios