Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

Diez razones por las que deberías hacer una limpieza de armario

El otoño ya está aquí y con él, el cambio de armario. Ahora es un buen momento para aprovechar y hacer esa limpieza de armario que se ha ido posponiendo.

Limpia el armario, una vez retires toda la ropa.
Limpia el armario, una vez retires toda la ropa.
Pixabay

En pleno mes de septiembre llega el cambio de estación, y con él, la transformación del ropero. Los vestidos ligeros y las blusas se quedan a un lado y el armario se empieza a llenar de chaquetas de 'entretiempo' y abrigos. En esta época de transformaciones, ¿por qué no realizar una limpieza profunda de armario? A continuación, te damos diez buenas razones para hacer esa limpieza.

1. Ahorrar en tiempo y dinero. Al deshacernos de aquello que no vamos a utilizar y ordenar el ropero, dejamos más a la vista lo que tenemos. Evitando las compras compulsivas por 'no tener nada' y encontrando todo lo que nos vamos a poner a simple vista.

2. Mantener la ropa en buen estas. Si disponemos la ropa apretujada en las perchas, además de arrugarse enseguida, es fácil que se rompa o que acabe estropeándose.

3. Evitar el caos. Unido a lo mencionado anteriormente, si mantenemos un orden y no apilamos las cosas encima de otras evitaremos esas montañas de ropa en las que no sabemos ni qué hay. Por un lado, preservaremos el estado de esta y, por otro, evitamos ese agobio a la hora de ordenar el armario.

4. Visualmente es estético. Indudablemente hay detrás también una razón estética. Ya que, para la mayoría, es agradable ver todo en su sitio y de forma organizada.

5. No más polillas y demás insectos. Al tener menos en el armario favorecemos la ventilación del mismo, evitando así la aparición de insectos no deseados.

6. Evitar la aparición de hongos. Al mantener la ropa ordenada y el armario ventilado, conseguimos evitar la aparición de hongos. Para evitar que crezcan es fundamental tener en cuenta el tipo de armario que tenemos, por ejemplo, los armarios empotrados son más propensos a que aparezcan los hongos, pues la propia frescura de la paredes y la falta de circulación genera un ambiente de humedad y condensación produciendo la aparición del moho.

7.Es una limpieza emocional. Por un lado, sube la autoestima y, por otro, da una sensación de tranquilidad ver que tu armario está en buen estado.

8. Invita a ordenar otras zonas de la habitación. Al hilo de lo dicho anteriormente, esa sensación de bienestar ante el trabajo bien hecho es el aliciente para seguir con el resto de la casa.

9. Lo que no te sirve a ti, le puede valer a otra persona. Parece evidente, pero de hecho esta debería ser la principal razón. Seguro que ese pantalón que no te vas a poner, ya sea porque no te vale, o porque no te guste le sirve a alguien que conoces. Y si no es a alguien conocido, seguro que existen muchas organizaciones sin ánimo de lucro que pueden hacer llegar esa ropa a otras personas.

10. Practicidad ante todo. Es fundamental que cuando realices una limpieza de armario que no te quedes con los 'por si acaso', ni con aquello que te pusiste una o dos veces. Ya que seguirá en el armario acumulando polvo.

Etiquetas