Despliega el menú
Sociedad

Eugenia Martínez de Irujo niega desavenencias con su hermano

Carlos, el primogénito, y Eugenia, la benjamina, niegan que entre ellos existan tensiones por la herencia

Eugenia Martínez de Irujo visitó a su madre este martes
Eugenia Martínez de Irujo en una imagen de archivo.
Efe

Después de muchas semanas de rumores sobre la mala relación filial entre Eugenia Martínez de Irujo y su hermano y heredero del ducado de Alba, Carlos Fitz-James Stuart y Martínez de Irujo, la benjamina de la fallecida Cayetana de Alba ha roto su silencio para negar que exista ningún tipo de desencuentro con su hermano. Eugenia ha insistido en que su relación es excelente y que es una barbaridad decir que vayan a desahuciarla. 

Eugenia, que se encuentra en Marbella, pasando las vacaciones de Semana Santa en la casa de verano de la desaparecida duquesa de Alba, ha afirmado en declaraciones exclusivas a la web Vanitatis que "no es cierto que me quiera echar de mi casa en Liria, como se ha publicado. No tengo ninguna guerra con Carlos. Estoy muy dolida con este tema y sobre todo no entiendo por qué se dicen cosas que no son verdad. Mi hermano siempre me ha protegido y nos ha cuidado a mi hija y a mí. Me gustaría que se dejara de especular con la herencia de mi madre. La echo mucho de menos y estas historias nos hacen daño a todos los hermanos”.

La polémica surgió hace algunos días, cuando varios medios de comunicación se hicieron eco de una información en la que se aseguraba que el piso que ocupaba Eugenia, junto al palacio de Liria, iba a ser alquilado por Carlos, su propietario desde que la duquesa le donara todo el inmueble en el que se encuentra.

Él lo negó rotundamente, en declaraciones en la misma web, asegurando: "¿En qué cabeza cabe que yo pueda hacer eso? Es mi hermana pequeña a la que quiero, protejo, cuido y favoreceré siempre. Me quieren pintar como el ogro del cuento y no lo soy. No entiendo de dónde salen esas historias y a quién beneficia presentar una imagen totalmente distorsionada de mí. Soy una persona que vive discretamente, nunca he formado parte del panorama mediático y no tengo ningún interés en ser personaje público más allá de lo que significa ser titular y primogénito de la Casa de Alba. Eugenia se ha llevado un disgusto tremendo igual que yo”, concluyó.

Leer más noticias de Sociedad

Etiquetas