Despliega el menú
Sociedad

Curiosidades

Una conductora belga que quería ir a Bruselas llega hasta Zagreb por un fallo en su GPS

Lo que iba a ser un trayecto de unos 45 minutos se convirtió en casi dos días de viaje. La mujer, de 67 años, afirma "iba distraída con mis cosas".

Una mujer belga de 67 años de edad condujo durante casi dos días desde el sur del país hasta llegar a Zagreb, capital croata, por seguir las indicaciones de su GPS con la intención de llegar al centro de Bruselas para recoger a un amigo que llegaba de viaje. 

Lo que iba a ser un trayecto de unos 45 minutos --la distancia en coche que separa su casa en la provincia valona de Henao de Bruselas--, finalmente fue para Sabine Moureau un viaje de 1.450 kilómetros en el que ni las señales, primero en alemán y luego en croata le hicieron cambiar el rumbo.

"¿Si no me pareció raro? Quizá sí, pero iba distraída con mis cosas", ha explicado la mujer en declaraciones al diario flamenco Nieuwsblad.

Pese al cambio de idioma en las señales de tráfico, Moureau siguió su camino, según cuenta, siguiendo las indicaciones de su GPS e incluso se detuvo para dormir unas horas. Su hijo, alarmado al ver que su madre no regresaba al poco de ir a recoger a un amigo a Bruselas, avisó de su desaparición a la Policía.

"Encendí mi GPS y puse la dirección. Empecé a conducir. El GPS me hizo dar varios rodeos y entonces salió mal", ha explicado la mujer al diario flamenco. "Simplemente estaba distraída", ha zanjado.

Etiquetas