Despliega el menú
Salud
Suscríbete

Heraldo Saludable

‘IN CORPORE SANO’

‘Slackline’, equilibrismo, relajación, fuerza y reflejos desde las alturas y en la naturaleza

Nacido de la mano de dos escaladores del valle de Yosemite en los 80, este deporte ha ido desarrollando posturas y adaptando movimientos acrobáticos que han adquirido una notable popularidad.

Para empezar a hacer ‘slackline’ se ha de colocar una cinta de al menos cinco centímetros y 15 metros de largo a 1,10 metros del suelo entre dos árboles.
Para empezar a hacer ‘slackline’ se ha de colocar una cinta de al menos cinco centímetros y 15 metros de largo a 1,10 metros del suelo entre dos árboles.

Adam Grosowsky y Jeff Ellington, una pareja de escaladores del valle de Yosemite, empezaron en los 80 a buscar el equilibrio en cadenas flojas y cables junto a parques de estacionamiento. Con el tiempo, comenzaron a usar sus equipos de escalada atando las cintas tubulares y usándolas para caminar sobre ellas. Ese deporte fue cobrando fama entre los escaladores del valle, se dio a conocer mundialmente y, con el paso del tiempo, se han ido desarrollando posturas y adaptando movimientos acrobáticos que han adquirido una notable popularidad.

Es lo que se conoce como ‘slackline’, una práctica muy útil para mejorar el equilibrio, la coordinación y los reflejos, así como para trabajar la concentración y la respiración, pues obliga a mantener la mente tranquila y a estar 100% presente, al igual que la meditación o el yoga. Asimismo, el trabajo de fuerza que se realiza en las piernas también es significativo.

Para empezar a hacer ‘slackline’ se ha de colocar una cinta de al menos cinco centímetros y 15 metros de largo a 1,10 metros del suelo entre dos árboles. Luego, hay que intentar ponerse encima con uno de los pies y usar los brazos, la otra pierna y el resto del cuerpo para aguantar el equilibrio. La alineación del cuerpo es fundamental a la hora de caminar sobre la cinta, así que es recomendable intentar mantener siempre el pie de apoyo y la rodilla en línea con la cadera, la pelvis y los hombros.

Mantenerse sobre un pie es más fácil que mantener los dos sobre la cinta, ya que la otra pierna servirá para equilibrarse, así que cuando se intente avanzar por la cinta, no hay que parar de moverse y de dar paso tras paso.

- Ir al suplemento de salud.

REALIZADO POR BLUEMEDIA STUDIO
Este contenido ha sido elaborado por BLUEMEDIA STUDIO, unidad Branded Content de Henneo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión