Despliega el menú
Salud

Heraldo Saludable

salud

Un trastorno mental reduce hasta 10 años la esperanza de vida

La esperanza promedio es respectivamente de 10 y 7 años más corta para hombres y mujeres.

La psicología psicosomática estudia un síntoma físico que se supone producto de un padecimiento mental.
La psicología psicosomática estudia un síntoma físico que se supone producto de un padecimiento mental.
Fotolia

Investigadores daneses han analizado la mortalidad en la población con enfermedad mental y han descubiertos que, en comparación con la población general, la esperanza de vida promedio es respectivamente de 10 y 7 años más corta para hombres y mujeres con trastornos mentales.

Basado en datos de registro de 7,4 millones de personas que vivieron en Dinamarca entre 1995 y 2015, este nuevo estudio a nivel nacional del Centro Nacional de Investigación Basada en el Registro en Aarhus BSS, de Universidad de Aarhus, es el más completo que se haya realizado sobre mortalidad en personas con desordenes mentales.

"Es bien sabido que las personas con trastornos mentales mueren antes que la población general. Sin embargo, por primera vez, presentamos un estudio exhaustivo donde investigamos la mortalidad en tipos específicos de trastornos mentales. Hemos utilizado nuevas formas de medir la esperanza de vida que son más precisos que los utilizados en el pasado", ha señalado el doctor Oleguer Plana-Ripoll, investigador postdoctoral de la Universidad de Aarhus y autor principal del estudio.

Los resultados, que se acaban de publicar en 'The Lancet', explora la mortalidad para aquellos con diferentes tipos de trastornos mentales. Los investigadores pudieron explorar datos anónimos dentro de los registros de salud daneses. Los hallazgos proporcionan nuevas ideas sobre cómo los trastornos mentales impactan en la vida de las personas con trastornos como la depresión, los trastornos de ansiedad y los trastornos por consumo de sustancias.

"La mayoría de los estudios proporcionan tasas de mortalidad, que es una forma de estimar el riesgo de muerte en aquellos con trastornos mentales en comparación con los que no los tienen. Investigamos cómo las tasas de mortalidad cambiaron para cada tipo de trastorno, para cada edad, para hombres y mujeres. Además de observar la mortalidad prematura, pudimos explorar causas específicas de muerte como el cáncer, la diabetes y el suicidio", ha añadido Plana-Ripoll .

El riesgo de una muerte temprana fue mayor para las personas con trastornos mentales en todas las edades. Al observar las diferencias en la esperanza de vida, los investigadores encontraron que los hombres y las mujeres con trastornos mentales en promedio tenían expectativas de vida respectivamente 10 y 7 años más cortas después del diagnóstico de la enfermedad en comparación con una persona danesa en general de la misma edad.

"Por ejemplo, las personas con depresión u otro tipo de trastorno del estado de ánimo, que se encuentran entre los trastornos mentales más comunes, tenían tasas de mortalidad más altas. Además de un mayor riesgo de muerte por suicidio, también confirmamos un mayor riesgo de muerte por somática afecciones como cáncer, enfermedades respiratorias, diabetes, etc", ha advertido.

Por otro lado, descubrieron que los hombres y las mujeres con trastornos del estado de ánimo experimentaron expectativas de vida respectivamente 7,9 y 6,2 años más cortas después del diagnóstico de la enfermedad en comparación la población general con la misma edad", ha explicado Plana-Ripoll.

El estudio se completó como parte del programa de investigación de la cátedra Niels Bohr en la Universidad de Aarhus, dirigido por el profesor John McGrath. Financiado por la Danish National Research Foundation, esta investigación tiene como objetivo explorar métodos innovadores relacionados con la epidemiología psiquiátrica. Según John McGrath, la investigación revela aspectos preocupantes de la mortalidad entre las personas con trastornos mentales.

"Por ejemplo: encontramos un patrón inusual en hombres con un trastorno mental. Contrariamente a nuestras expectativas, cuando miramos la esperanza de vida, perdieron relativamente pocos años de vida debido a muertes relacionadas con el cáncer en comparación con la población en general. Esto fue porque, aunque tienen un mayor riesgo de morir de cáncer, son mucho más propensos a morir por trastornos cardiovasculares y pulmonares a una edad más temprana en comparación con la población general. Este es un hallazgo nuevo y bastante decepcionante", ha añadido el profesor John McGrath.

- Ver más noticias sobre salud

Etiquetas
Comentarios