Salud

Heraldo Saludable

sexo

Tabús sobre la menstruación que siguen presentes en la sociedad (y habrás oído)

La desinformación sobre la regla lleva, en numerosas ocasiones, a adoptar aptitudes innecesarias frente a este fenómeno fisiológico y habitual en la vida de las mujeres en edad fértil.

La falta de educación menstrual genera tabús innecesarios sobre la regla.
La falta de educación menstrual genera tabús innecesarios sobre la regla.
Freepik

Las mentiras (y medias verdades) siguen formando parte de la educación menstrual de hombres y mujeres, a quienes incluso les llega a avergonzar hablar sobre la regla con su ginecólogo. Así, este proceso fisiológico habitual (y mensual) sigue siendo uno de los tabús más arraigados en nuestra sociedad, llegando incluso a afectar en la investigación de algunas enfermedades femeninas, como la endometriosis. De hecho, esta ha sido una de las reivindicaciones más sonadas del Día Internacional de la Higiene Menstrual, celebrado el pasado 28 de mayo, con la que se busca, año tras año, visibilizar algo tan normal como la regla.

No poder cortarse el pelo, tocar flores, hacer deporte, mantener relaciones sexuales o preparar mayonesa son algunos de los tabúes que todavía giran en torno a la menstruación.
No poder cortarse el pelo, tocar flores, hacer deporte, mantener relaciones sexuales o preparar mayonesa son algunos de los tabúes que todavía giran en torno a la menstruación.
Beatriz Trébol

Dentro de los muchos tabús que suelen ir de la mano de la menstruación destaca el del sexo, y son muchas las preguntas sin resolver de cientos de jóvenes, quienes llegan a considerar que mantener relaciones durante estos días puede ser antihigiénico o, incluso, peligroso. Pero, ¿qué dicen los expertos? Para el ginecólogo zaragozano y vocal de Medicina Privada del Colegio de Médicos de Zaragoza, Néstor Herráiz, practicar sexo (o no) durante la regla depende, en la mayoría de los casos, de "una barrera mental que impide tener contacto íntimo en ese momento". "Generalmente es la pareja (sobre todo varones) la que tiene más prejuicios y reparo a la hora de mantener relaciones, bien sea por miedo a hacer daño o por supuestos de higiene", asevera. 

No desmiente, sin embargo, que el sexo puede favorecer en algunos casos a disminuir los cólicos menstruales. Explica que "al tener un orgasmo se generan endorfinas y se da una liberación hormonal (oxitocina, dopamina…) que relaja la musculatura pélvica, provocando una sensación de placer físico y emocional que mitiga el dolor y las contracciones uterinas menstruales". El doctor Herráiz aclara que no tiene por qué ser beneficioso para todas las mujeres, ya que algunas pueden experimentar "hipersensibilidad y sufrir mayores dolores debido a la contractilidad del aparato genital".

Respecto a las facilidades para mantener relaciones durante la regla confirma que "puede ser más sencillo el coito, por el aumento de las secreciones". Claro que la descarga menstrual, y el uso de compresas, tampones o copa, también puede suponer que "una mínima inflamación haga sentir incomodidad a la mujer". No obstante, Herráiz destaca que "no hay por qué dejar pasar la oportunidad de mantener una relación satisfactoria por el mero hecho de tener la regla".

Menstruación y embarazo

A pesar de que la menstruación es el final del ciclo de ovulación, esto no significa que no haya que tomar precauciones durante el sexo. "Es totalmente falsa la afirmación que dice que durante la regla no hay riesgo de embarazo", aclara el ginecólogo. "Da igual el momento del mes, siempre hay que protegerse de una fecundación no deseada o planificada, ya que existen ovulaciones de escape (que pueden favorecerse mecánicamente por el coito). Además, no todos los sangrados tienen por qué ser menstruales", advierte Herráiz. 

Etiquetas
Comentarios