Salud

Heraldo Saludable

salud

Los pediatras aconsejan vacunar sin retrasos a prematuros frente al rotavirus

Entre el 14% y el 30% de las gastroenteritis agudas son culpa de este virus, y uno de cada cuatro casos necesita hospitalización, además, afecta sobre todo en los dos primeros años de vida.

Una vacuna o un antibiótico podría frenar los problemas autoinmunes.

La Asociación Española de Pediatría (AEP) y la Sociedad Española de Neonatología (SENeo) recomiendan vacunar sin retrasos frente al rotavirus a los bebés prematuros aunque estén ingresados en el hospital, ya que constituyen un colectivo "especialmente vulnerable" a este virus.

Lo hacen en un documento de consenso que han elaborado y en el que recogen las evidencias científicas para vacunar a los bebés pretérmino y contemplan las situaciones especiales y precauciones a tener en cuenta, según informan ambas en un comunicado.

Y es que entre el 14% y el 30% de las gastroenteritis agudas son culpa del rotavirus, y uno de cada cuatro casos necesita hospitalización, además, afecta sobre todo en los dos primeros años de vida. Según los expertos, esta medida podría beneficiar a un 10% de los recién nacidos prematuros.

El presidente de la SENeo, Máximo Vento, ha explicado que los bebés prematuros presentan mayor riesgo de enfermedad grave por rotavirus, incluso meses después del nacimiento, debido a que han tenido menor transferencia materna de anticuerpos y a que la tasa de lactancia materna en ellos es menor que en los nacidos a término.

Los expertos han insistido en que estos pequeños sean vacunados sin retrasos, incluso durante la hospitalización si fuera necesario porque con frecuencia, sobre todo los que pesan menos de 1.500 gramos, suelen estar ingresados cuando les corresponde la administración de la primera dosis.

Así, siempre que su condición clínica lo permita "la vacunación debe realizarse a tiempo" puesto que, tal y como ha subrayado el doctor Javier Álvarez Aldeán del Comité Asesor de Vacunas de la AEP, esperar hasta después del alta puede conllevar que se supere la edad para recibir la vacuna.

“La efectividad de la vacunación en neonatos prematuros es elevada y la reactogenicidad es similar a la de los recién nacidos a término, por lo que la vacuna frente al rotavirus debería ser una práctica habitual en las unidades de neonatología cuando se alcanzan las 6 u 8 semanas de vida en prematuros clínicamente estables”, ha insistido Álvarez Aldeán. 

- Ver más noticias sobre salud

Etiquetas
Comentarios