Salud

Heraldo Saludable

Cinco errores que puedes estar cometiendo si siempre te sientes con sueño

Seguir un ritual constante, cuidar lo que se come antes de ir a dormir y olvidarse de ver la tele en la cama son consejos que pueden contribuir al descanso.

Sentirse siempre cansado al despertar es un indicio de que cometemos errores en nuestra rutina de sueño.
Sentirse siempre cansado al despertar es un indicio de que cometemos errores en nuestra rutina de sueño.
Freepik

¿Existe una manera correcta de dormir? Sí, existe, o por lo menos hay ciertas cuestiones que perjudican el sueño. Si cada mañana te cuesta mucho despertarte y te sientes con sueño todo el día, puede que estés haciendo algunas cosas mal.  Te proponemos una lista de errores para que puedas descubrir si te afecta alguno de ellos:

- Cada día te vas a dormir a una hora diferente. Todos los especialistas insisten en que el cuerpo debe mantener una rutina de sueño, incluso se llega a hablar de jet lag del fin de semana para aquellos que del viernes al domingo trasnochan y duermen luego hasta tarde.

- Duermes con tu perro. Le tienes mucho cariño y te dan pena esos ojitos que pone cuando lo mandas a la alfombra, puede que incluso te sientas más protegida con tu perro subido en la a cama, pero sus movimientos podrían interrumpir tu ciclo de sueño sin que te percates de ello. Por no hablar de que el pelo de perro puede hacerte estornudar o causarte flujo nasal, no importa que no seas alérgica.

- No sigues un ritual antes de irte a dormir. No basta con estar cansada, no por eso se duerme mejor. Lo que sí da resultado, y lo dicen todos los especialistas es tener un ritual previo, una serie de costumbres inalterables, antes de ir a la cama. Seguir esas pautas hace que el cuerpo comience a ponerse ‘en modo sueño’ al reconocer, de manera inconsciente, que llega ya el momento del descanso y comience a prepararse para dormir.

- Comes azúcar antes de dormir. Unos brownies con un vaso de leche o un pastelito, saben muy rico y calman el estómago antes de irte a la cama, pero olvídate de pasar una noche de sueño reparador. El azúcar vuelve locos a tus niveles hormonales, también de las hormonas que intervienen en los ciclos de sueño y es muy probable que te cueste quedarte dormida y después sufras despertares durante toda la noche.

- Ves la televisión en la cama. Tu serie favorita consigue hacer que te olvides del mundo y te sientas relajada, pero a la vez, la luz que emite la pantalla está alterando tu ritmo circadiano, al mandarle mensajes contradictorios al decirle que todavía es de día, lo que hará que te desveles. Y lo mismo pasa con las tabletas o los móviles.

- Ir al suplemento de salud.

Etiquetas
Comentarios