Despliega el menú
Salud
Suscríbete

Heraldo Saludable

El 90% de los padres de los niños acosados no detectan el problema

Un 24,8% de chavales entre 11 y 18 años han sufrido o sufren acoso escolar.

El acoso escolar es una de las principales causas de preocupación de los padres.
El acoso escolar es una de las principales causas de preocupación de los padres.
Aránzazu Navarro

Con los últimos casos de acoso escolar todavía en la cabeza, según los últimos datos facilitados por la Organización Mundial de la Salud, un 24,8% de los niños españoles entre 11 y 18 años sufren o han sufrido acoso escolar.

Un grave problema que se manifiesta a través de una serie de señales que, en el 90% de los casos los padres no logran descifrar, según el informe presentado recientemente por Coaching Club, entidad que asegura que la vuelta al colegio tras las vacaciones ya sean de verano, de Navidades o Semana Santa, suele ir acompañadas de la agudización de estos síntomas.

Entre los más importantes destaca una tristeza repentina e injustificada, cambios bruscos de humor, irritabilidad, nerviosismo y dolores agudos de cabeza.

Según Verónica Rodríguez Orellana, directora y terapeuta de Coaching Club, “al no afrontar debidamente este tipo de comportamientos y no tomar medidas para corregir estas conductas en edades tempranas, el número de acosadores frecuentes va creciendo con los años. Estos niños van adquiriendo un modelo de relación interpersonal tóxica y depredadora, basada en la fuerza y en la imposición, que va consolidándose con los años”.

Según las mismas fuentes, el acoso escolar se ha convertido en la primera preocupación de los padres tras los últimos suscesos ocurridos en España con víctimas algunas de ellas mortales. El número de visitas a las consultas se han ido incrementando en el último semestre de 2015. 

Detectar estos síntomas se vuelve en un factor clave para la prevención y lucha contra este acoso. Pero, ¿cómo se puede detectar desde casa? Estos son algunos de los comportamientos que podrían alertar de un posible caso de acoso: 

Cambio de conducta en el niño/adolescente. La víctima no quiere asistir a clase. Sufre el 'Síndrome del domingo por la tarde'. Notas que tiene golpes y moratones injustificados. Muestra un alto grado de irritabilidad y nerviosismo. Experimenta cambios de carácter. Presenta tristeza injustificada. No tiene ganas de ver a sus amigos ni de salir de casa. Pérdida de objetos, por ejemplo, pérdida del dinero que les das para el recreo. Padece cefalea y dolores abdominales.Ir al suplemento de salud.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión