Salud

Heraldo Saludable

Sanidad podría reubicar las unidades de salud mental en otros centros de Zaragoza

Varias personas se han manifestado contra la oposición a la unificación de las unidades de psiquiatría.

La jefa de Psiquiatría del sector II de Zaragoza, María Jesús Pérez Echeverría, impulsora del plan de reunificación de las unidades de salud mental en la capital aragonesa, ha dicho que intentarán que su ubicación se acerque más a donde puedan estar los enfermos.

Pérez Echeverría ha agregado que entienden que en la reunificación prevista se pueden "limar" problemas como puede ser el lugar en que estén emplazadas, en una declaraciones a los medios de comunicación durante la visita del consejero de Sanidad, Ricardo Oliván, al nuevo Hospital de Día de Psiquiatría del Miguel Servet de Zaragoza.

A la puerta del centro, se han concentrado una decena de miembros de la Plataforma de Salud Mental, cuya portavoz, María Ángeles Cardiel, ha dicho a los medios de comunicación que con la protesta han querido manifestar, una vez más, su oposición al traslado de dichas unidades.

Tras señalar que han recibido como una buena noticia la apertura del Hospital de Día Psiquiátrico, ya que supondrá una mejora asistencial, Cardiel ha agregado para su puesta en marcha se ha contratado personal nuevo por lo que "se viene abajo" una de las principales justificaciones que ha mantenido la consejería durante todos estos meses.

Barrios sin sevicio

La reestructuración de las siete unidades de salud mental del sector II de Zaragoza dejará a los barrios sin este servicio, ya que está previsto unificarlas en Valdespartera y Sagasta, lo que supondría un perjuicio para muchos pacientes e implicaría dejar a 408.000 habitantes sin este recurso, ha denunciado.

En este sentido, Pérez Echeverría ha opinado que no puede entender algunas opiniones sobre esta planificación, de las que algunas han sido un "poco excesivas", y ha subrayado que "en ningún momento se ha planteado molestar a la población sino justamente lo contrario", es decir, "ratificar una asistencia que les ha parecido de mayor calidad.

"Todo se puede replantear, releer, pero reunir el mayor número de facultativos y completarlo con una trabajadora social nunca podría ser una quiebra, sino una clara ventaja", ha afirmado.

La unificaicón, sin fecha establecida

Por su parte, el consejero ha dicho que la unificación se hará en cuanto se pueda, sin ninguna fecha establecida, pero seguramente antes del verano, y que se ha efectuado a requerimiento y a petición de los profesionales, "que todo lo que hacen es pensando en el paciente, en este caso de salud mental".

Según Oliván, en los sectores uno y tres de Zaragoza le consta que no hay ningún problema ni ha habido quejas con la reunificación, un modelos que funciona hace muchísimos años.

En referencia a la petición de diálogo por parte de dicha plataforma, ha afirmado que "el diálogo es complicado cuando antes ya se manifiestan y hacen la declaraciones" que hacen. "Dialogamos con la gente que quiere escuchar", ha agregado.

Etiquetas