Opinión
Suscríbete por 1€

Opinión

El ombligo del Sol

Contenido exclusivoOPINIÓNACTUALIZADA 03/08/2022 A LAS 05:00
De vez en cuando la Luna se sitúa entre la Tierra y el Sol.
De vez en cuando la Luna se sitúa entre la Tierra y el Sol.
ESA

Uno de los mayores placeres veraniegos consiste en tumbarse sobre la hierba en las noches serenas y observar el cielo estrellado en un espacio libre de contaminación lumínica. Desde esa posición se puede descubrir, con la ayuda del carro de la osa mayor, la estrella polar que marca el norte. O Venus, el lucero del alba, si ya se acerca el amanecer. O avistar la Estación Espacial Internacional que orbita a toda velocidad (unos de 28.000 kilómetros por hora) alrededor de la Tierra.

Parece que buena parte de los ciudadanos rusos son ajenos a este espectáculo estelar. Al menos así lo indica el resultado de una encuesta que acaba de publicarse: más de un tercio de la población rusa, en concreto el 35%, está convencida de que el Sol gira alrededor de la Tierra. Lo peor es que este indicador ha crecido 7 puntos en 15 años. Y no crean que lo ha deslizado la propaganda estadounidense: se trata de un sondeo difundido por el mismísimo Centro Ruso de Estudios de la Opinión Pública que trata de analizar los niveles de educación científica del país.

Otra encuesta acaba de desvelar que los españoles somos los europeos que más confiamos en los médicos y en los profesores. Los profesionales sanitarios, de la ciencia y la enseñanza son, por este orden, los mejor valorados. En el otro extremo, los políticos son los que menos crédito suscitan.

Qué buena noticia que tengamos tanta fe en quienes depositamos nuestra salud y educación. Y qué mala noticia que los políticos que rigen nuestro universo salgan tan mal parados. Aunque siempre hay excepciones, no estaría de más que hicieran autocrítica y dejaran de creerse el ombligo del Sol.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión