Opinión
Suscríbete por 1€

Opinión

A la fuerza ahorramos

Contenido exclusivoOPINIÓNACTUALIZADA 03/08/2022 A LAS 05:00
Al precio que está la luz, enchufar el aire acondicionado es una temeridad.
Al precio que está la luz, enchufar el aire acondicionado es una temeridad.
Carlos Muñoz / HERALDO

Ahora que ha optado, sin medias tintas, por el discurso populista, incluso con dejes bolivarianos, Pedro Sánchez necesitaba su ‘momento Tsipras’

Ya saben, Alexis Tsipras era aquel primer ministro griego, muy de izquierdas, que dijo que no se pondría la corbata hasta que a su país no le perdonasen las deudas. Pues nuestro presidente, en otro alarde de radicalismo, se presentó el viernes descorbatado ante los periodistas para hacer balance de su gestión. La gestión estupenda, desde luego, pero lo de la corbata me suena que no era la primera vez. Dijo que quería demostrar así lo fácil que es ahorrar energía, de modo que hay que suponer que al presidente le parece que a esos 27 grados a los que nos ordena ajustar el aire acondicionado no se puede aguantar con la corbata puesta. Igual tiene razón o igual tiene poco aguante. Esperemos que no descubra que aún se está más cómodo sin americana, o cambiando la camisa por una camiseta, o incluso sin camiseta. El caso es que los españoles ya estábamos ahorrando energía antes del último ucase de Sánchez. ¡A ver quién no ahorra al precio que está la luz! Según los datos de Red Eléctrica, en los primeros seis meses del año el consumo de electricidad se ha reducido en un 2% respecto al mismo periodo de 2021. Cabe suponer que si mirásemos las estadísticas del gas también veríamos una reducción. Y es de creer que en este momento ni comerciantes ni hosteleros ni particulares andarán derrochando aires acondicionados. Y a muchos españoles poder estar en su casa a solo 27 grados les parecería gloria bendita. Aunque fuera con corbata.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión