Despliega el menú
Opinión

Opinión

Condiciones dignas y adecuadas

Por
  • Heraldo de Aragón
ACTUALIZADA 25/07/2020 A LAS 02:00
Asentamiento ilegal de temporeros de Fraga desmantelado por el Ayuntamiento/17-07-2020/Ayuntamiento de Fraga [[[FOTOGRAFOS]]]
Un asentamiento ilegal de temporeros fue desalojado hace unos días en Fraga.
Ayuntamiento de Fraga

Es indudable que las condiciones de vida de los trabajadores temporales del campo han tenido un papel importante en el resurgimiento de la covid-19 en Aragón, lo que hace más urgente tomar medidas para regularizar estas situaciones. Pero en cualquier caso, es un deber social, al margen de la pandemia, proporcionar a los temporeros un alojamiento digno y adecuado, lo que requiere mantener un esfuerzo conjunto de las partes implicadas.

Los primeros brotes de covid-19 después del estado de alarma surgieron en Aragón en comarcas frutícolas, entre trabajadores del campo contratados temporalmente para la recogida. No cabe duda de que las condiciones de vida de los temporeros han podido facilitar los contagios iniciales, lo que obliga, como una prioridad de salud pública, a tomar medidas para dificultar la transmisión del virus y facilitar el control de los posibles contagiados. En esta dirección va la orden que prepara el Gobierno de Aragón, que requerirá a los agricultores que comuniquen sus previsiones de contratación y que velen porque las condiciones de alojamiento y de transporte de los trabajadores sean las adecuadas. Por supuesto, los temporeros han de colaborar también, respetando las medidas de prevención y ayudando, cuando proceda, al rastreo de contactos. 

Pero proporcionar viviendas dignas a los temporeros no es solo una exigencia sanitaria de la lucha contra la pandemia, sino que seguirá siendo una obligación laboral y social cuando todo esto, esperemos que sea pronto, haya pasado. En otros momentos se ha llegado a acuerdos entre la Administración, los sindicatos y los empresarios agrícolas que han permitido mejoras importantes. Y ese es el camino que hay que seguir a medio plazo. La actuación es hoy más urgente a causa de la covid-19, pero disponer de unas condiciones de vida dignas es un derecho que debe respetarse siempre.

Etiquetas