Despliega el menú
Opinión

el meridiano

Un servicio esencial

OPINIÓNACTUALIZADA 01/07/2020 A LAS 02:00
Proteger las residencias de ancianos es la mejor estrategia para frenar las consecuencias de la pandemia.
'Un servicio esencial'.
Mariscal / Efe

Quiero poner mi pequeña aportación en defensa de las residencias, que están siendo atacadas de forma injusta y casi despiadada, según mi criterio". Así comenzaba, en una reflexión muy acertada publicada en HERALDO, Ana María Cortés Navarro, consejera que fue de Sanidad en el gobierno presidido por Hipólito Gómez de las Roces. Con otras palabras, para el Justicia de Aragón, Ángel Dolado, las residencias de mayores deberían ser consideradas como un servicio esencial de primer nivel. Y denunciaba que, precisamente por esa falta de consideración, se ha generado "un daño de reputación al sector", muchas veces presentadas "como parte del problema y no como aliados". Unos aliados que, bastantes de ellos, carecen de ánimo de lucro y llevan décadas atendiendo a los mayores. Ana María Cortés remarcaba, en el caso de la residencia donde vive, la entrega de las responsables, las Hermanas Angélicas, y de todo el personal, con su ejemplo de competencia y fidelidad al servicio.

No hablan tampoco mucho de buscar alianzas lo ocurrido en la casa de las Hermanitas de los Ancianos en Teruel. Si alguna institución tiene experiencia y antigüedad en la cercanía con los mayores es esta congregación nacida en la provincia de Huesca, cuando no existía un servicio organizado a los ancianos. En el Asilo de San José de Teruel, un poco más de tacto por los interventores de la Administración hubiera venido muy bien. Lo que decía el Justicia, verlos como aliados. Las residencias, como los mismos gobiernos y los funcionarios, han sido víctimas del asombro generado por la pandemia inesperada. En las residencias, la falta de recursos y la edad alta de los residentes han creado el campo propicio para el virus.

Ahora los centros se preparan para evitar que se repita lo sucedido si vienen posibles rebrotes. Consideran que hace unos meses la voz de alarma desde la Administración se dio tarde y "la coordinación sociosanitaria fue muy mejorable". Es un momento de calma tensa para los responsables de residencias por la posibilidad de que el virus pueda volver. Exigen equipos de protección suficientes, más formación y revisar las ratios de trabajadores. La Administración asegura que ha tomado medidas: compra de material y mantenimiento de los tres centros covid.

Etiquetas