Despliega el menú
Opinión

en nombre propio

Conectoma y realidad

Por
  • Alberto Jiménez Schuhmacher
ACTUALIZADA 13/01/2020 A LAS 02:00
Se estima que el cerebro humano tiene aproximadamente unos 100.000 millones de neuronas.
Neuronas.
Fotolia

Las neuronas están formadas por un cuerpo o soma, unas dentritas -que reciben la información como si fueran antenas buscando señales- y un axón a través del cual transmiten la información a otras neuronas, mediante sinapsis, besándolas protoplasmáticamente.

La neurocientífica Mara Dierssen clausuró hace unos días el ciclo de conferencias en torno a Cajal. Durante su magnífica conferencia en el Paraninfo nos explicó cómo la disposición de las dendritas, las ‘antenas’, determina qué información va a recibir cada una de nuestras neuronas y condiciona nuestra actividad mental. Somos, por tanto, nuestro ‘conectoma’, la suma de todas las conexiones que realizan nuestros ochenta y seis mil millones de neuronas. Así, la ‘realidad’ es un producto de la actividad cerebral y la percepción que tenemos de la ‘realidad’ depende de cada uno de nosotros. Nuestro cerebro determina cómo vemos el mundo y cada uno lo hacemos de una manera distinta. Si cambia nuestro cerebro, por una enfermedad, también cambia nuestra manera de ver el mundo.

Pero ni siquiera estas sencillas explicaciones neurocientíficas me ayudan a entender por qué en el Congreso de los diputados, y en la calle, donde unos ven euforia hasta las lágrimas otros encuentran el abismo. Posiblemente porque cada uno de nosotros percibimos nuestra realidad. Pero la urgencia apremia y España necesita una serie de medidas y pactos que no pueden esperar más y dependen de que todos nuestros políticos, todos, perciban la realidad del mismo modo

Etiquetas