Despliega el menú
Opinión

Opinión

Las extrañas navidades del diecinueve

ACTUALIZADA 24/12/2019 A LAS 02:00
La investidura puede ser este año el regalo de Reyes.
La investidura puede ser este año el regalo de Reyes.
HERALDO

La política española lleva cuatro años desbordando el quicio de la normalidad y haciendo trizas las rutinas que la habían guiado en los treinta siete anteriores. Tanta novedad desordenada no deja de producir inquietud y hasta ansiedad en muchos ciudadanos, pero desde luego hay ratos en que no queda tiempo para el aburrimiento. Ahora nos encontramos con otra extraña novedad, la posibilidad de investir a un presidente del gobierno en plenas festividades navideñas. Se ha mencionado incluso el 5 de enero como posible fecha de la votación, si es que los socialistas y los independentistas, animados quizá por estos días de turrones y cava, llegan a un acuerdo. De manera que Sánchez podría ser investido en el mismo momento en que los Reyes Magos recorren las calles de nuestras ciudades. ¡No está mal, Pedro Sánchez como regalo de Reyes para los españoles! Es seguro que muchos, posiblemente la mayoría, preferirían un buen saco de carbón antes que un gobierno Frankenstein, dependiente del permiso de quienes conspiran contra España. En fin, la errática escena política de nuestro país no va a permitirnos este año ni siquiera disfrutar de la universal tregua navideña. Lástima que esa buena voluntad, que se invocó hace 2019 años tal noche como la de hoy, siga siendo entre nuestros dirigentes un bien escaso. Esacasísimo.

Etiquetas