Despliega el menú
Opinión

en nombre propio

Mujeres ansotanas

Por
  • María Pilar Benítez
ACTUALIZADA 19/11/2019 A LAS 02:00
Fotos del Traje Típico Ansotano
Mujeres ansotanas celebran el Día del Traje Típico Ansotano.
Rafael Gobantes / Javier Blasco

Las mujeres ansotanas han regresado con sus basquiñas a Madrid para vender hierbas medicinales y té, como lo hicieron en la segunda mitad del siglo XIX y el primer tercio del XX, cuando fueron retratadas por Joaquín Sorolla. Ahora lo han hecho de forma simbólica, a través de la exposición bilingüe, en castellano y aragonés ansotano, ‘Mujeres ansotanas’. La muestra se abrió el 6 de septiembre en el Museo de Artes y Tradiciones Populares de Madrid, y permanecerá hasta el 4 de enero.

A diferencia de otras exposiciones en femenino plural que visibilizan mujeres destacadas en ámbitos científicos o humanísticos, esta, organizada por la Asociación A Gorgocha de Ansó y comisionada por Elena Gusano, pone en valor a las ansotanas que trabajaron en casa, en el campo, en las fábricas de alpargatas de Mauleón, en la ribera esforachando lino, en los balnearios de Tiermas o de Panticosa, o en los caminos y calles de media España, vendiendo hierbas medicinales, primero, y té, después, para sacar adelante a sus familias.

Sin duda, es una exposición para disfrutar de nuestro patrimonio cultural y lingüístico, y para homenajear a estas y otras mujeres que fueron un modelo de fidelidad a la tradición que recibieron y un ejemplo de saber ser y estar en la vida con elegancia y dignidad. Por eso es también una muestra de todas las que fueron para todos y todas las que somos gracias a ellas, porque en esa genealogía matriarcal, hilada por nuestras abuelas y madres, nos hemos ido construyendo como personas. 

Etiquetas