Despliega el menú
Opinión

Opinión

Debate para un electorado indeciso

ACTUALIZADA 04/11/2019 A LAS 02:00
Preparativos para el debate electoral en el plató que se ha instalado en el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo de Madrid.
Preparativos para el debate electoral en el plató que se ha instalado en el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo de Madrid.
Zipi / Efe

El votante se lo está pensando. Eso al menos dicen las encuestas, que reflejan una alta volatilidad ante el ‘remake’ de las elecciones generales, un electorado que no se fía de quien se fio y que quiere confiar en otro líder del que, al mismo tiempo, otros desconfían y huyen para refugiarse en otras orillas. En ese galimatías han metido a los españoles este grupo de competidores de la esgrima política, que se colocarán esta noche ante las cámaras de televisión para pedir el voto, otra vez, a los españoles como si no se lo hubieran suplicado cuatro veces en los últimos cuatro años. Un verdadero despropósito del que sus señorías son plena y exclusivamente responsables. Si a ello se añade el temor fundado, según revela la encuestas de Ipsos para HENNEO, de que estos comicios solo son un trampolín para los siguientes, al repóker de estrellas de la carrera de San Jerónimo solo les queda acaso una salida: mirar bien a cámara para asegurar que, con independencia del resultado final, su voto estará el día 11 al servicio de un gobierno estable en España. Todo lo demás sobrará en la campaña electoral más corta de la democracia española y que, al mismo tiempo, se revela como la más larga y plúmbea para el personal, que por cierto volverá a aflojar la mosca para pagar la factura de este nuevo y triste espectáculo.

Etiquetas