Despliega el menú
Opinión

Opinión

Sentido de Estado

Por
  • Heraldo de Aragón
ACTUALIZADA 16/09/2019 A LAS 02:00
Foto de archivo del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el rey Felipe VI.
Foto de archivo del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el rey Felipe VI.
Efe

Entre hoy y mañana, el Rey ha convocado a los líderes políticos a la segunda ronda de contactos de esta legislatura para comprobar si existe algún candidato a la presidencia del Gobierno cuya investidura pueda prosperar. Este es el guion constitucional. Pero el guion de los partidos para esta coyuntura parece ser que, guiados por el malestar de los votantes, todos se rasguen las vestiduras ante una vuelta a las urnas, aunque sin hacer nada para evitarla.

A una semana justa de la fecha límite, el 23 de septiembre, los partidos con representación parlamentaria aún tienen una ocasión para forjar un Gobierno estable y sólido. Sería la manera de evitar la repetición de las elecciones, que todos dicen rechazar. Ninguno, sea cual sea su color, puede ignorar el daño que infligirán al país y a sí mismos prolongando una situación de excepcionalidad, consintiendo por activa o por pasiva la convocatoria de nuevas elecciones generales a cinco meses de haber celebrado las últimas. Solo los inquietantes datos macroeconómicos que llegan del escenario internacional deberían ser motivo suficiente para forzar una solución que no prolongue la actual parálisis. Una sociedad que aún padece los dolorosos efectos de la recesión anterior puede verse confrontada a otra sin un Gobierno en plenitud de funciones y capaz de ofrecer soluciones.

La consecuencia de tan poco sentido de Estado por parte de los todos los grupos parlamentarios es que solo dejan dos alternativas, tan poco propicia la una como la otra: o un Gobierno débil, condicionado a fuerzas populistas e independentistas, o una repetición de las elecciones que ni siquiera garantizaría que al fin pudiera formarse un Ejecutivo. Ambas opciones situarían a España ante el riesgo de prolongar la actual parálisis. Por eso hay que realizar de nuevo un llamamiento al sentido de Estado de todas las formaciones políticas para constituir ya un Gobierno fuerte.

Etiquetas