Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

pintura. ocio y cultura

El cómic 'Goya Saturnalia' documenta el clímax del arte de las Pinturas Negras

Manuel Gutiérrez y Manuel Romero presentaron en el Museo Goya de Ibercaja el tebeo sobre los años del pintor en la Quinta del Sordo

PRESENTACION DE UNA NOVELA GRAFICA SOBRE GOYA LLAMADA SATURNALIA EN EL MUSEO GOYA DE ZARAGOZA / 13-05-2022 / FOTOS: FRANCISCO JIMENEZ[[[FOTOGRAFOS]]]
Páginas interiores de la novela gráfica 'Goya Saturnalia', un volumen muy meditado, de estructura musical.
Francisco Jiménez.

Francisco de Goya (1746-1828) y el azar han unido a Manuel Gutiérrez y Manuel Romero en un cómic en la novela gráfica ‘Goya Saturnalia’, título que alude a las fiestas romanas de liberación de los esclavos y al cuadro ‘Saturno devorando a sus hijos’, que publica Cascaborra ediciones, centrada por en biografías y viñetas históricas. Manuel Gutiérrez es ceutí, pero se ha formado en Granada: es poeta, guionista, escritor y artista. Manuel Romero es pintor e ilustrador riojano, y alterna la pintura con la ilustración y la colaboración en el diario ‘La Rioja’. ‘Goya Saturnalia’, que está recibiendo elogios por doquier, se presentó en Granada y en el Festival del Cómic de Barcelona, y ayer tuvo su puesta de largo en Zaragoza, en el Museo Goya de Ibercaja, con Juan Royo de maestro de ceremonias, que elogió este trabajo de línea clara, complejo y fascinante, concebido para quienes conocen bien al artista y quienes se acerquen a él “con el deseo de conocerlo mejor”.

Juan Royo fue un poco más allá y dijo que Goya era un maestro del cómic antes del cómic, un personaje un tanto ‘underground’ y que las Pinturas Negras eran su aventura plástica más radical. Desmontó ese tópico del pintor iletrado y lo calificó de “intelectual de su tiempo”, a la vez que consideró que aquí no lo conocemos bien; “en otro lugar lo divulgarían sin complejos y con mayor entusiasmo”. Mayte Ciriza, responsable cultural de la Fundación Ibercaja, calificó el libro, imaginativo y muy elaborado formalmente, como “una obra de arte, una auténtica joya”.

A Manuel Gutiérrez le dijo el editor de Cascaborra que por qué no hacía un tebeo sobre el pintor Alonso Cano. “Me pareció interesante, desde luego, pero me puse a pensar y le dije que de hacer algo así preferiría hacer un tebeo de Goya. Y aceptó”. Gutiérrez recordó que se había documentado durante un año y que concibió una obra con un trasfondo musical, con alusiones explícitas al 3x4 sonoro, y que decidió centrarse en ese período en que Goya vivió en las afueras de Madrid, en la Quinta del Sordo, donde hizo un arte excepcional, “el verdadero clímax de su pintura. He estado varias veces en el Museo del Prado y esa obra siempre me ha interesado mucho. Verla ahí fue un choque brutal”.

En la Quinta del Sordo, Goya hizo un arte excepcional, “el verdadero clímax de su pintura. He estado varias veces en el Museo del Prado y esa obra siempre me ha interesado mucho. Verla ahí fue un choque brutal”, dice Manuel Gutiérrez

Vio en Facebook unas ilustraciones de Manuel Romero y pensó que él era el dibujante idóneo para hacer un trabajo de gran libertad creativa. “Yo también soy pintor e hice el boceto completo, pero nunca se lo mandé a Manuel Romero. Manuel y yo no nos conocíamos hasta hace muy poco; hemos trabajado durante más de dos años, con la pandemia por medio, a la distancia. No quería condicionarle. Le daba ideas, le mandaba los diálogos, le explicaba cómo había concebido las páginas. Había una cosa clara: no quería que hiciésemos un biografía convencional, que de esas ya existen, sino algo más arriesgado, con un entramado más complejo, con muchas lecturas”, explicó Gutiérrez.

PRESENTACION DE UNA NOVELA GRAFICA SOBRE GOYA LLAMADA SATURNALIA EN EL MUSEO GOYA DE ZARAGOZA / 13-05-2022 / FOTOS: FRANCISCO JIMENEZ[[[FOTOGRAFOS]]]
Manuel Romero y Manuel Gutiérrez, ilustrador y guionista de 'Goya Saturnalia'.
Francisco Jiménez.

Desde La Rioja, Romero parecía un poco inseguro. “La verdad es que no lo tenía claro del todo… Soy pintor e ilustrador, he hecho muchos libros, pero aún así dudaba. Pero poco a poco, empecé a animarme, noté que encontraba el estilo y que todo empezaba a salir de una manera fluida. Y apliqué en mi trabajo toda mi experiencia para hacer una obra estimulante, tan libre como la cabeza de Goya”. Los autores, sin afán didáctico exactamente, se zambullen en el universo del artista aragonés, “que, por cierto, en plena Guerra de la Independencia, vino a Zaragoza porque quería documentar y pintar lo que estaba sucediendo aquí”.

“El arte siempre está en movimiento. ¿Cuántos Goyas hay?”, dice Manuel Romero. Quizá por ello, uno de los primeros lectores ha escrito una frase que les llega al alma: “Leer y ver ‘Goya Saturnalia’ sido como soñar despierto”.

Reflejan la vida cotidiana del artista, la convivencia con los cuadros (“en la Quinta del Sordo, Goya pintaba exclusivamente para él”), su feroz o suave humanidad en una obra donde manda la distribución de la obra, los paisajes, las pesadillas, las atmósferas, las pesadillas. Y no solo eso: Goya es un pintor clave en la historia del arte, un pintor seguido y admirado, que fue muchas cosas: quizá el primer reportero de guerra, afrancesado. De ahí que en el cuarto movimiento del libro, los dos artistas lo hayan puesto a dialogar -Goya dice: “Soy la mano que duda”; “soy el color que tiembla”; “soy el aceite y el aceite desligados”, “soy la pincelada deshecha y el trazo desordenado, un hombro donde solloza la muerte”- con Velázquez, con Francis Bacon, con Gericault y ‘La balsa de la Medusa’, con William Blake, con Bacon, Beethoven, Picasdo, con Rothko, con Lorca, con Enrique Morente y Camarón. “Para mí todos ellos están vinculados con Goya. El quinto movimiento presenta al pintor abandonando la Quinta del Sordo”. Eso sí, antes del adiós, repasa todos los cuadros y quizá se quedase con la luz esencial de ese perro humilde que alza la cabeza sobre el montículo de arena.

Manuel Romero lo tiene claro. La huella de Goya se hace indeleble de mil formas: “El arte siempre está en movimiento. ¿Cuántos Goyas hay?”. Quizá por ello, uno de los primeros lectores ha escrito una frase que les llega al alma: “Leer y ver ‘Goya Saturnalia’ sido como soñar despierto”.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión