Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

Un Año Goya con cierre en diferido y tareas pendientes en Aragón

Muestras como las dedicadas a la primera obra del pintor en Fuendetodos o a su paso por Italia han sido lo más destacado de la conmemoración

Uno de los goyas de la exposición que puede visitarse hasta el domingo en el Museo de Zaragoza.
Uno de los goyas de la exposición que puede visitarse hasta el domingo en el Museo de Zaragoza, 'El Prendimiento', procedente de Toledo.
José Miguel Marco

El Año Goya se cierra cronológicamente hoy, pero será un final en diferido porque el acto que tradicionalmente se celebra en Fuendetodos el 30 de marzo tendrá lugar un día más tarde, el jueves. Está previsto que la Diputación de Zaragoza presente la reconstrucción de las pinturas con las que el joven Goya decoró un armario relicario en la iglesia de su localidad natal. Y tampoco será ese el último acto, ya que queda pendiente alguna actividad, como, por ejemplo, llevar la exposición ‘Murió la verdad’ a Burdeos. Se hará en abril. Y está por ver el calado de esas Fiestas de Primavera que el Ayuntamiento de Zaragoza quiere recuperar para el mes de mayo y que girarán en torno al pintor.

Trescientos sesenta y cinco días han pasado (en realidad uno más) desde que los Reyes de España inauguraran el Año Goya en Fuendetodos. Unos meses antes, el presidente Javier Lambán había anunciado en Madrid que Aragón se iba a volcar en los actos conmemorativos del 275 aniversario del nacimiento del pintor y que todas las instituciones iban a ir de la mano.

En realidad, la colaboración ha sido básicamente entre DPZ y DGA, que presentaron conjuntamente un amplio programa de actividades. No todas ellas han dejado poso.

En el terreno de las publicaciones, el Año Goya se cierra sin que haya llegado la esperada traducción de la biografía de Goya de Janis Tomlinson, pero sí la biografía de Martín Zapater de Antonio Peiró y la reconstrucción de cómo fue la Quinta del Sordo a cargo de Carlos Foradada. En cuanto a las exposiciones, la DGA lo ha fiado casi todo a ‘Goya. Viajero y artista del Grand Tour’, que sigue los pasos del pintor por Italia y que está en cartel aún hasta el domingo. Bastante más económica, y reveladora, ha sido ‘El joven Goya y las pinturas de Fuendetodos’, que aún se puede visitar en el palacio de Sástago y ha recibido ya 44.000 visitantes. La Diputación de Zaragoza ha aprovechado la investigación que había detrás para la reconstrucción que presenta este jueves en Fuendetodos.

Calado tuvo también ‘La estela de Corrado Giaquinto en España’, celebrada en el Museo Goya de la Fundación Ibercaja. En ella, el historiador del arte Arturo Ansón defendía tres nuevas pinturas que atribuye al artista aragonés en su juventud, y que se han quedado en depósito allí. El Museo de Zaragoza, por su parte, ha incorporado este año ‘La Virgen con San Joaquín y Santa Ana’ y unas colecciones de grabados de la CAI.

Hubo una exposición sobre Goya y el cómic en los Depósitos de Pignatelli, y el Pablo Serrano apostó por ‘Poéticas surrealistas’, en la que confrontó la obra del de Fuendetodos con artistas contemporáneos. Invitó también a los visitantes a una experiencia inmersiva en las Pinturas Negras.

Goya tomó también las calles, principalmente de la mano de HERALDO y el Ayuntamiento de Zaragoza, que aunaron fuerzas para celebrar dos exposiciones más: una de 10 jóvenes artistas que versionaron los cuadros más representativos del pintor en la plaza del Pilar; y otra en la que destacados creadores intervenían en una escultura goyesca y cada una de ellas se exhibía en un punto de la ciudad.

En el campo cinematográfico, lo más destacado ha sido el cortometraje ‘Goya. 3 de mayo’, de Carlos Saura, y el documental ‘GoyaSaurio’, de Roberto Roldán. Y, en el terreno teatral, la obra ‘Goya, con la música a otra parte’, que pusieron en escena Jorge Asín y Gema Cruz y que tiene el atractivo añadido de que José Manuel García Hormigo ha escrito una partitura que es casi una ópera. También destaca la obra ‘Los Disparates de Goya’, de Sergio Muro y Joan Pascual.

Alguna iniciativa que se lanzó al presentar el programa de este Año Goya no ha salido adelante, como la ‘app’ sobre la pintura mural o, sobre todo, la anunciada renovación de las salas dedicadas al pintor en el Museo de Zaragoza. Se dijo que sería el colofón de la conmemoración por parte de la DGA, pero de ella no se ha vuelto a saber nada.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión