Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

cine. ocio y cultura

La cineasta Vicky Calavia prepara la historia de la 'Insumisa y Divina. Raquel Meller'

La realizadora quiere estrenar su documental a finales de año. En 2022 se celebrarán los 60 años de la mujer que enamoró a Chaplin y Alfonso XIII

Teatro de Bellas Artes de Tarazona: espacio dedicado a Raquel Meller.
Teatro de Bellas Artes de Tarazona: espacio dedicado a Raquel Meller.
Laura Uranga.

Francisca Marqués López (Tarazona, 1888-1962) se hizo famosa por su seudónimo Raquel Meller, que quizá tomase de un marino que fue su primer amor, y triunfó como cantante y actriz. Este año se cumplirán 60 años de su muerte. En su trabajo de recuperación de las mujeres aragonesas, la realizadora zaragozana Vicky Calavia está preparando un documental sobre ella que querría estrenar a finales de año con el título de ‘Insumisa y divina. Raquel Meller’.

“Ya tenemos el trabajo muy adelantado. Hemos grabado a los especialistas y profesionales vinculados con su profesión”, dice Vicky Calavia. Son Javier Barreiro, biógrafo y quizá el máximo especialista; Julio Zaldívar, presidente de la Fundación Tarazona Monumental, que ha recuperado un cuadro donde está vestida de monja; Luis Parés, director de la Cineteca de Madrid y experto en el cine de su época; Luis Pardos, que realiza un acercamiento al cabaré y la revista; Olga María Ramos, “que es un personaje fascinante y nos cantó y todo”; Luis Encabo, otro especialista en música popular; Dolores Calvo, que montó una pieza teatral y musical sobre ella, y su sobrina nieta Dolores Tutor, “a la que su madre le contaba muchas cosas emocionantes de Raquel Meller y que ella recuerda para nosotras”.

Dice Vicky Calavia que de todos los personajes que ha conocido y sobre los que ha trabajado -aún están frescos María Moliner o Elvira de Hidalgo-, Raquel Meller es la que tiene un carácter más singular y paradójico. “Si María y Elvira tenían una gran energía, a Raquel la caracteriza su personalidad. Suscita comentarios ambivalentes. Es una mujer muy poliédrica, con muchas aristas. Sus familiares elogian su generosidad, su entrega y su afecto. Los biógrafos le encuentran puntos más oscuros o discutibles”, señala la realizadora. El propio Javier Barreiro ha escrito: “Raquel Meller tuvo también el típico carácter de una diva. Caprichosa, susceptible, hipersensible, neurótica, orgullosa, su vida estuvo jalonada de conflictos y polémicas con empresarios, artistas, directores de cine, colegas, periodistas y personas cercanas, que dieron siempre que hablar a la prensa”.

Una de las postales más famosas de Raquel Meller.
Una de las postales más famosas de Raquel Meller.
Archivo Ayuntamiento de Tarazona. 

Afirma que así como con otros personajes ha sido más difícil el rastreo de su iconografía, aquí casi es excesiva. “Hay mucho material de ella tanto en el Teatro Bellas Artes de Tarazona, como en el propio Ayuntamiento. De todo: publicaciones, recuerdos, vestuario, objetos”, dice Vicky, que ya ha recibido ayudas de la Diputación de Zaragoza, “la primera vez en toda mi carrera”, el Ayuntamiento de Zaragoza y el Gobierno de Aragón, que se ha implicado con una subvención inicial de Ayuda al Desarrollo del Guión.

“En los documentales trabajas con un guión de rodaje. Es muy importante toda la labor de documentación y la localización de escenarios. De Tarazona estarían ya casi todos. Y nos faltaría Barcelona. Suele suceder algo muy bonito: al hablar con los invitados o expertos, van saliendo nuevos materiales y nuevas visiones, y eso te modifica el guión y el montaje, que hago yo siempre al menos en el arranque”, explica Vicky Calavia, que también se trae entre manos otros proyectos sobre las lenguas de Aragón, Florián Rey e Imperio Argentina, Nati Zaro (que se presentará este año en Borja) y también otro de ‘Mujeres en la arquitectura’.

Para la directora Raquel Meller “es una mujer excepcional que fue capaz de rechazar los requiebros artísticos y amorosos de Alfonso XIII o al mismísimo Charles Chaplin". Consiguió sus mejores éxitos con canciones como ‘El relicario’ y ‘La violetera’. Rodó películas como ‘Violetas imperiales’ (1923) y ‘Carmen’ (1926); Chaplin le ofreció un papel en ‘Luces de la ciudad’, que no aceptó. 

Una de los retratos más característicos de Raquel Meller: la mano en el mentón.
Una de los retratos más característicos de Raquel Meller: la mano en el mentón.
Archivo Javier Barreiro.

"Por otra parte, es difícil encontrar durante muchos años una artista de su proyección en Europa y sobre todo en Estados Unidos. Habría que esperar a Sara Montiel y ahora a Rosalía. Era una mujer con glamur que viajaba con un montón de baúles y a veces en su propio tren. Todo eso causa mi admiración”, dice Vicky Calavia, que también recuerda que triunfó en el cine mudo. O que, en sus últimos años, colaboró con el llamado clan de los holandeses: Franz Johan, Herta Frankel… Hay otro aspecto que le interesa mucho: “Logró que un género menor como el cuplé se convirtiese en un género mayor con repercusión internacional y eso también me fascina”.

[[[HA ARCHIVO]]] Fecha: 19/03/2016 Autor: MESTRE, GUILLERMO descri: CINE. RETRATO DE VICKY CALAVIA EN LA HARINERA DE ZARAGOZA.   notas: Fecha de entrada:21/03/2016
Vidky Calavia ha emprendido la tarea de rescatar la memoria de las mujeres olvidadas.
Guillermo Mestre.
Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión