Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

literatura. ocio y cultura

Gracia Mosteo: “En poesía, la alta cocina ha sido desplazada por las hamburguesas”

El profesor y escritor publica '¿Sueñan los poetas con versos eléctricos'? y analiza y critica la lírica actual y la derivada de las redes sociales

José Luis Gracia Mosteo, días atrás en Ámbito Cultural.
José Luis Gracia Mosteo, días atrás en Ámbito Cultural.
A. C. /Heraldo

José Luis Gracia Mosteo (Calatorao, Zaragoza, 1957) ha estrenado jubilación y nuevo libro: ‘¿Sueñan los poetas con versos eléctricos?’, que publica el sello Éride y que presentó José Luis Melero en Ámbito Cultural días atrás. Gracia Mosteo analiza por dónde va la poesía hoy en España, desde una visión crítica. El libro se situó muy bien en las ventas en Amazon y ha sido reseñado por doquier.

¿Qué buscaba con ‘Sueñan los poetas con versos eléctricos’, que publica Éride? ¿Quería levantar polvareda, hacer una confesión de pasión por la poesía, agitar el ambiente contra el aburrimiento?

Quería reflexionar sobre la deriva de la poesía en manos de oportunistas, además de hacerle un masaje cardiaco a Erato (en la mitología griega, la diosa de la poesía), a la que le ha dado un patatús al ver lo que se escribe.

¿Cómo explica su autoridad moral? ¿Desde qué lado o presupuestos ha redactado el libro?

En que en la época de Franco estaba la censura, mientras que ahora reina la autocensura pues nadie quiere enemigos. A mí no me importa tenerlos. Hace cuarenta años que escribo crítica y llevo un bastón para defenderme.

"José Luis Gracia Mosteo es alguien más orgulloso de lo que ha leído que de lo que ha escrito, como decía Borges; un hijo de su biografía, que escribía sobre el campo para pasar a escribir sobre las malas calles y los escritores; un tipo feo e imprevisible", dice el autor

¿Qué es lo que le preocupa de la poesía española?

Que se está convirtiendo en la chatarra de los géneros, mientras que la épica y el teatro evolucionan. Todos conocen a Marwan, pero pocos a Pablo García Baena. Hoy todos son Concha Velasco con su ‘Quiero ser artista’.

Critica la profusión de libros. ¿A quiénes se le puede reprochar: a los editores, a los poetas, a los lectores, a la falta de autocrítica?

A los editores y los pseudoetas Los primeros seleccionan según el bolsillo del poeta, o su número de ‘followers’ (seguidores); los segundos piensan que Platón es una marca de vajilla.

Vayamos a ver desde dónde parte, así de entrada. ¿Quiénes serían para Gracia Mosteo cinco poetas incontestables de la lírica española de los últimos 120 años, por ejemplo?

Antonio Machado, Ricardo Molina, Luis Cernuda, Federico García Lorca y Jaime Gil de Biedma.

Concrétenos las denuncias de su ensayo.

El igualitarismo social nos ha hecho creer que todos podemos ser pintores, poetas o músicos, un error pues se puede aprender a escribir pero no a ser escritor. Con el talento y la creatividad, se nace. La poesía es excelencia.

¿Cómo explica sus decepciones?

En que los poetas que escriben versos meditados y hondos son barridos por los malos poetas, esos que en vez de irse a Salou se gastan el dinero en autoeditarse y exigen consideración en aras de la corrección política. En poesía, la alta cocina ha sido desplazada por las hamburguesas.

Cuestiona la obra de Luis García Montero y se queda con la parte inicial de Manuel Vilas. ¿A quiénes elogia y a quiénes condena?

Mi elogio iría a los poetas que leen y meditan, para después cantar con hondura como Sánchez Rosillo, Antonio Colinas y Juan Marqués, entre otros.  Mi condena, para la poesía de Marwan, Elvira Sastre, Rayden y Defreds, con su poesía superficial de usar y tirar.   

¿Cuánto hay en usted de francotirador?

Algo, pues no suelo someterme a los grupos. “El corazón es un cazador solitario”, decía Carson McCullers.

¿Qué tipo de poesía nos han traído las redes sociales?

La de los hombres huecos que cantaba el Nobel, editor, crítico y poeta T. S. Eliot. Poesía que canta la erupción del volcán una hora después o la muerte de Franco Battiato, aún de cuerpo presente. Poesía oportunista y sin trabajar. Versos estereotipados; simplezas planas; ripios que nos quieren hacer pasar por versos.

El hecho de los recoja aquí y les dedique un capítulo, aunque sea crítico, ¿no es ya darles categoría poética?

Cualquier ensayo es una valla publicitaria para el glosado, pues lo importante es que se hable de uno, bien o mal. En todo caso, dejo bien clara la diferencia entre poesía y 'pobresía'.

¿Qué sugiere, cómo podría la poesía española encauzarse hacia un camino más sensato?

Vivimos en un revival del siglo XVIII y la Ilustración, deslumbrados por las máquinas e inventos. Hay que regresar a las Humanidades. Sin filosofía, literatura, latín e historia, nuestros hijos serán seres funcionales pero sin criterio. Hay que leer y leer.

Usted ha escrito un puñado de libros de poesía. ¿Cómo define y enjuicia al poeta José Luis Gracia Mosteo?

Es alguien más orgulloso de lo que ha leído que de lo que ha escrito, como decía Borges; un hijo de su biografía, que escribía sobre el campo para pasar a escribir sobre las malas calles y los escritores; un tipo feo e imprevisible.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión