Ocio y Cultura
Suscríbete

Ruth Iniesta: "Es en el bel canto donde mi voz se siente como en casa"

La soprano zaragozana triunfa estas Navidades interpretando el papel de Musetta en ‘La bohème’ que se representa hasta el 4 de enero en el Teatro Real

Ruth Iniesta, en su papel en la ópera 'La bohéme' que se representa en el Teatro Real.
Ruth Iniesta, en su papel en la ópera 'La bohéme' que se representa en el Teatro Real.
Javier del Real/Teatro Real

Dos semanas después del estreno de ‘La bohème’ en el Teatro Real, la crítica especializada coincide en subrayar el triunfo de la zaragozana Ruth Iniesta. Su interpretación del personaje de Musetta, a la que hace caminar en el filo de la navaja entre lo canalla y lo cómico, es unánimemente aplaudida. Un triunfo más de una voz y una carrera que parecen no tener techo.

"Esta versión de ‘La bohème’ ya pudo verse en el Real en 2017 –relata la aragonesa–. Richard Jones diseñó una producción que, aun moviéndose dentro de los cánones clásicos, pone el acento en lo teatral, en las miradas de los personajes... Los cantantes salimos a escena muy conscientes de toda la vida previa que han tenido nuestros personajes hasta ese momento. Musetta aparece borracha. Se puede pensar que todo se lo toma a broma, pero en realidad está deprimida: tiene un punto trágico y de desesperación".

El papel, que ya debutó hace cuatro años en Bolonia, en una versión de Graham Vick, ha puesto a prueba a la soprano, que tiene que cantar el famoso vals dando a entender que Musetta está bebida.

"Personalmente quizá tienda más a las arias de Donizetti y Verdi, pero la verdad es que el ‘Quando me’n vo’ es un caramelo para cualquier soprano. Si la cantas bien disfrutas muchísimo. La escena que verdaderamente pasa factura en esta obra es la del cuarteto del tercer acto –matiza–. Esa discusión con Marcello es, vocalmente, dura, muy incisiva y con mucho peso orquestal".

De momento, la soprano zaragozana no se plantea hacer una Mimí. "Me han ofrecido el papel un par de veces y lo estoy frenando. Todavía me siento más Musetta que Mimí, a la que aún veo lejana. No sé si algún día llegará".

A pesar de la pandemia, cierra un año lleno de compromisos. Este agosto, por ejemplo, interpretó el papel de Liú en una ‘Turandot’ que contaba también con Anna Netrebko y Yusif Eyvazov. Fue en la Arena de Verona. ¿Prefiere el anfiteatro romano de 15.000 localidades, donde ha cantado varias veces, al Teatro Real?

Ruth Iniesta ofrecerá aún tres representaciones más de 'La bohème'
Ruth Iniesta, en el ensayo general de 'La bohème'
Javier del Real/Teatro Real

"Son experiencias muy diferentes y no sabría decir cuál me llena más –asegura–. Cantar en un teatro cerrado tiene su magia, la de ver de cerca al público. La magia de la Arena es que una siempre está pendiente del cielo, de si hay mucha humedad... No sabes lo que te vas a encontrar e incluso a mitad de función la situación puede cambiar. No tienes retorno de la orquesta, el público es muy sincero... Tienes que poseer una gran fortaleza mental para cantar en la Arena. Pero, la primera vez que actúas allí, ver cómo el público te recibe con velas... La verdad es que es un momento inolvidable".

Ruth Iniesta es muy querida en Italia, y en su calendario siempre tiene compromisos en aquel país. "La vida te va llevando por caminos que a veces ni siquiera habías pensado. En Italia hay muchísimas sopranos de calidad y la mayor parte del repertorio que he representado es belcantista. Disfruto mucho allí, aunque también me gustaría cantar algo más en España".

En 2022 se la escuchará además en Francia y en Estados Unidos, pero también en nuestro país. Entre sus proyectos destaca uno: en febrero próximo empezará a ensayar ‘The Magic Opal’, una ópera cómica inglesa con música de Albéniz, cuya dirección de escena corre a cargo de Paco Azorín. Se pondrá en escena del 1 al 10 de abril en el Teatro de la Zarzuela y la soprano zaragozana dará cinco de las ocho funciones previstas.

Ruth Iniesta, a la izquierda, en un momento de la obra.
Ruth Iniesta, a la izquierda, en un momento de la obra.
Javier del Real/Teatro Real

De momento, en su horizonte está seguir trabajando día a día y no ponerse metas a largo plazo. "Para un cantante de ópera es muy difícil proyectar su carrera –concluye–. ¡Depende de tantas cosas! De tu instrumento, de tu cabeza, de la suerte, de las circunstancias personales... Si supiera qué voy a hacer dentro de cinco años sería bruja. De momento, en el bel canto siento que mi voz está como en casa. Mi instrumento ahí se siente más libre, es una escritura que le va muy bien a mi voz. Incluso este año, cuando debuté la Nedda de ‘Pagliacci’ en Valencia, trabajé el papel desde la idea del bel canto. Quiero seguir teniendo ahí mi base y trabajar. Me gustaría hacer muchos años ‘La traviata’, moverme más por Europa y Estados Unidos... Estoy abriendo puertas, viendo si puedo aportar algo más. Me gustaría explorarlo todo y ahora parece que me llama mucho el repertorio francés: querría interpretar ‘Manon’, ‘Fausto’ y ‘Romeo y Julieta’".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión