Ocio y Cultura
Suscríbete

libros. ocio y cultura

Salvador Berlanga: “Nada se parece más a la mente de un Premio Nobel que la mente de un niño”

El profesor y escritor coordina un segundo tomo de 'Ecos y voces de infancia', con 70 personajes, con prólogo de Luis Alegre y Julián Casanova

Retrato de Salvador Berlanga, un emprendedor y un hombre esencialmente soñador y solidario.
Retrato de Salvador Berlanga, un emprendedor y un hombre esencialmente soñador y solidario.
Rosa Bernad.

Salvador Berlanga, educador y novelista, es el autor y coordinador del libro ‘Ecos y voces de infancia. Del blanco y negro al color’, que editan el Instituto de Estudios Turolenses y la asociación Amigos del Museo de la Escuela. El volumen ha tenido algunas presentaciones. Salvador Berlanga firmará ejemplares en la Muestra de Navidad, en la Sala Multiusos del Auditorio, el día 28 de diciembre desde las 17 a las 21 horas. Todo lo recaudado, como hace siempre, lo destina a fines benéficos.

¿Qué aportaría respecto al primero, 'Ecos de infancia: de la monarquía de Alfonso XIII a la Era de Franco'?

Este libro, coeditado con el Instituto de Estudios Turolenses, es continuación de ‘Ecos de infancia: de la Monarquía de Alfonso XIII a la Era de Franco’, publicado en 2014. Con prólogo de Antonio Bernat, entonces se recogieron cuarenta testimonios de alcorisanos de entre ochenta y cien años, a los que se añadieron, entre otras, las colaboraciones de Joaquín Carbonell, Antón Castro, Eva Defior, Víctor Juan, Eugenio Monesma, Félix Teira y Agustín Ubieto. El nuevo libro, más ambicioso, nos muestra una atractiva y emocionante radiografía de nuestra tierra, desde la segunda mitad del siglo XX, que atrapa al lector.

Miguel Mena cuenta su infancia en Carabanchel. Foto de 1968.
Miguel Mena narra su infancia en su "pequeño paraíso" de Carabanchel. Foto de 1968.
Archivo Miguel Mena.

¿Quién está en este segundo tomo?

Quiero recordar, de partida, que está dedicado a Joaquín Carbonell, Pilar Torreblanca y Rafael Castillejo, que se nos han ido en el curso del libro por razones distintas, y hemos reunido, por primera vez, a un formidable grupo escritores, artistas, periodistas, docentes, empresarios y deportistas de gran relieve. Todo ello a través de 70 relatos inéditos, con prólogo del profesor y cinéfilo Luis Alegre. A estos se unen, con prólogo del historiador y Premio de las Letras Aragonesas Julián Casanova, los testimonios autobiográficos de 26 alcorisanos, nacidos entre 1950 y 1975, con vivencias similares a las de otros niños de cualquier localidad aragonesa de esas décadas. Como en la realidad, los ecos y las voces de este libro nos transportan de una España oscura a otra democrática y moderna, del blanco y negro al color mediante un apasionante juego de miradas de los “niños de ayer”. Como dice Miguel Ángel Berna: “años de libertad, juegos, amigos, vecinos y comunidad.”

"Como en la realidad, los ecos y las voces de este libro nos transportan de una España oscura a otra democrática y moderna, del blanco y negro al color mediante un apasionante juego de miradas de los 'niños de ayer'. Como dice Miguel Ángel Berna: 'años de libertad, juegos, amigos, vecinos y comunidad'”.

¿Qué ha aprendido de las infancias?

Por mi condición de educador, observo que al leer los relatos se aprecia que somos el resultado de lo sucedido en nuestra infancia, de esos años cruciales que describe con maestría Luis Alegre en su Lechago natal, un pueblo de la España vaciada. También que la imaginación y la fantasía son ‘poderes’ de los niños. Son capaces de jugar con cualquier cosa, nunca tienen ganas de volver a casa y ‘descansar’, y apenas conocen el frío que hiela los huesos de los mayores. Lo único que quieren es comprobar cómo es el mundo y mejor si es lejos de quienes se pasan el día advirtiéndoles de peligros que no ven por ninguna parte. Miguel Ángel Tirado 'Marianico el Corto' afirma que no tendríamos que crecer y ser niños siempre. El lector podrá comprobar que, independientemente de la década en la que nació cada uno de los protagonistas, de sus vivencias en medio rural o urbano, de su posición social y familiar, hay algo que une a todos y subyace en estas páginas: nada se parece más a la mente de un Premio Nobel, que la mente de un niño.

Luisa Gavasa cuenta su doble infancia de oro cerca del Ebro y otra en el mar valenciano, donde la vemos con seis años.
Luisa Gavasa cuenta su doble infancia de oro cerca del Ebro y otra en el mar valenciano, donde la vemos con seis años.
Archivo Luisa Gavasa.

¿Cómo marcan las infancias y qué recuerdan los invitados a participar?

Mayoritariamente admiten que fue una época feliz. Eso sostienen Ángela Alcalá (protagonista de la portada), Ángel Dolado, Miguel Mena, Luisa Gavasa, Ana Alcolea, Eduardo Paz, Itziar Miranda y el fiscal Javier Zaragoza. La música acompaña desde la niñez a Eugenia Boix, Ángel Petisme, Elena Rivera, Corita Viamonte y a Pilar Torreblanca.

Todos nombres importantes y muy conocidos.

Desde luego. Hemos hecho un gran esfuerzo y la gente ha respondido con generosidad. Varios recuerdan sus vacaciones. Luz Gabás en Cerler, Blanca Liso en Peñaflor, Ignacio Martínez de Pisón sus viajes desde Logroño a Zaragoza y Jorge Asín el rodaje de su primera película, con diez años, en Borja. Aunque los tres más ‘asilvestrados’ en su niñez son Alberto Castrillo-Ferrer, Fermín Polo y Jorge Pérez, ‘Kapi’ de Azero. Cada relato es distinto y narran hechos fascinantes: Adriana Oliveros dice que su abuela tenía seis dedos; José Luis Corral desgrana la historia terrorífica de ‘El Sacamantecas’ y Rafael Castillejo recuerda detalles sobre programa radiofónico ‘El pajarito Pinzón’. Pero, al utilizar una variante del ‘Je me souviens’ (‘Me acuerdo’) de Georges Perec, el texto de José Luis Melero llega a los ‘56 recuerdos’ y consigue el premio a la originalidad.

"Al utilizar una variante del ‘Je me souviens’ (‘Me acuerdo’) de Georges Perec, el texto de José Luis Melero llega a los ‘56 recuerdos’ y consigue el premio a la originalidad"
José Luis Melero de niño.
El escritor y bibliófilo José Luis Melero de niño.
Archivo José Luis Melero.

¿Qué infancias lo han conmovido por lo que sea?

Por una parte, Sheila Herrero, Andoni Cedrún, Demetrio Lozano, Isabel Macías, Juan Señor y David Millán vivieron una infancia y juventud distintas al resto de niños y niñas para llegar a ser deportistas de élite. Por otra, el relato de Javier Sierra en el que maldice las botas ortopédicas que le impedían jugar al fútbol o ir en bicicleta como los demás, pero que le llevaron a adquirir el hábito de volcar todo su mundo sobre el papel, a ser un escritor universal.

"Me conmueve el relato de Javier Sierra en el que maldice las botas ortopédicas que le impedían jugar al fútbol o ir en bicicleta como los demás, pero que le llevaron a adquirir el hábito de volcar todo su mundo sobre el papel, a ser un escritor universal.

¿Cómo resumiría el espíritu del volumen?

Creo que ahí me lo pone fácil. Este es un libro único, de casi 400 páginas y casi 300 fotografías, por razón doble: los niños y jóvenes sabrán más de la infancia de sus padres y los mayores volverán a ser niños. Prepárense para entrar en el túnel del tiempo, en la maravillosa mente infantil y, de paso, revivir su propia infancia. 

Ana Alcolea, Premio de las Letras Aragonesas, cuando tenía un año, en 1963.
Ana Alcolea, Premio de las Letras Aragonesas, cuando tenía un año, en 1963.
Archivo Ana Alcolea.
Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión