Ocio y Cultura
Suscríbete

Muere Dean Stockwell, inolvidable actor de reparto durante 70 años en Hollywood

El actor, fallecido a los 85 años, comenzó en el oficio de niño y trabajó en películas como 'Levando anclas', 'Impulso criminal', 'Paris, Texas' y 'Terciopelo azul'.

Dean Stockwell en un fotograma de 'Terciopelo Azul'.
Dean Stockwell en un fotograma de 'Terciopelo Azul'.
Heraldo.es

Dean Stockwell era de los pocos mortales que podía presumir de una carrera de 70 años en Hollywood. En IMDB, la rigurosa base de datos cinematográficos en internet, aparece como su primera película 'El valle del destino', un drama romántico con Greer Garson y Gregory Peck que el actor rodó en 1945, cuando apenas tenía nueve años. Su filmografía concluye en 2015 con la comedia 'Entertainment', su retirada de la actuación tras sufrir un infarto. En medio, doscientas películas y series en las que este actor de reparto siempre brilló por su magnetismo y un rostro inconfundible. El pasado domingo murió plácidamente mientras dormía por causas naturales a los 85 años.

Para los cinéfilos más veteranos, Dean Stockwell (Los Ángeles, 1936) es el niño de 'Levando anclas', 'Kim de la India' y 'El muchacho de los cabellos verdes'. Para los que se formaron sentimentalmente en los años 80, el actor permanece en la memoria gracias a sendos papeles en 'Paris, Texas', de Wim Wenders, y, sobre todo, 'Terciopelo azul', en la que cantaba en playback en una turbadora secuencia junto a Dennis Hopper la canción 'In Dreams', de Roy Orbison. Los espectadores actuales de series lo recuerdan como el almirante Al Calavicci de 'A través del tiempo' (Quantum Leap), una serie sobre viajes por el tiempo que estuvo en antena de 1989 a 1993 y por la que ganó un Globo de Oro.

Dean Stockwell nació en la Meca del Cine en una familia de artistas: su padre era el actor y barítono Harry Stockwell, quien dobló al Príncipe Azul en la película de Disney 'Blancanieves y los siete enanitos'. A los siete años ya actuaba en Broadway y a los once, bajo contrato con la Metro Goldwyn Mayer, ganó un Globo de Oro por su papel en 'La barrera invisible'. Al año siguiente protagonizó 'El muchacho de los cabellos verdes', en la que Joseph Losey realizaba una alegoría antiracista y que provocó que el relizador estuviera en el punto de mira del senador McCarthy, que alentó la 'caza de brujas'. En España no se pudo ver hasta 1975, cuando la emitió TVE.

'Levando anclas', 'El demonio del mar' y 'Kim de la India' son algunas de las obras de juventud de Stockwell, que en 1959 dio un impulso de gigante en su carrera con 'Impulso criminal', de Richard Fleischer, un thriller basado en el caso real de dos universitarios de familias adineradas que cometieron un asesinato por el puro placer de realizarlo y en el que compartía la pantalla con Orson Welles. La cinta le brindó el premio de interpretación en Cannes, galardón que volvería a obtener con 'Larga jornada hacia la noche', de Sidney Lumet, adaptación del drama teatral de Eugene O'Neill con Katharine Hepburn y Jason Robards liderando el reparto.

En los años 60 y 70, el actor compaginó populares series de televisión como 'Misión imposible', 'Manix', 'Bonanza' y 'Colombo', con películas transgresoras: 'Pasaporte a la locura', 'The Dunwich Horror' y la mítica 'The Last Movie' dirigida por su amigo Dennis Hopper. Otro buen colega, Harry Dean Stanton, compañero en 'Paris, Texas', le animó a superar la depresión que padecía y a salir de círculos hippies, convenciéndole para que regresara a la actuación tras una larga depresión. Ya en los 80, su nombre figura en los repartos de 'Dune', 'Vivir y morir en Los Ángeles', 'Jardines de piedra', 'Casada con todos' -su única nominación al Oscar- y 'Tucker, un hombre y su sueño'. En 1992 fue distinguido con la estrella del Paseo de la Fama de Hollywood.

Casado en dos ocasiones y padre de dos hijos, Dean Stockwell tuvo asimismo inquietudes artísticas de las que se benefició su amigo Neil Young. Para él diseñó la portada de 'American Stars'n'Bars' y le encargó la banda sonora de una película que no llegó hacer y que se convirtió en uno de los mejores álbumes del músic, 'After the Gold Rush'. "Comencé a una edad muy temprana en este negocio y estoy seguro de que la mayoría de la gente ha leído historias sobre personas que empezaron de niños y terminaron con vidas complicadas que acabaron mal", dijo en una entrevista. "No es la vida más fácil del mundo, pero ninguna vida es fácil".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión