Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

narrativa. ocio y cultura

José Ramón Ortín: “Todos tenemos secretos. Escondemos lo turbio y lo oscuro”

Empleado del Gran Hotel, especialista del ‘heavy metal’ y del ‘grunge’, publica su novela ‘Almas enjauladas’ y la presenta el jueves 23 en Fnac

JOSE RAMON ORTIN ( ESCRITOR Y RECEPCIONISTA DEL GRAN HOTEL DE  ZARAGOZA ) / 22/09/2021 / FOTO : OLIVER DUCH[[[FOTOGRAFOS]]]
José Ramón Ortín (Zaragoza, 1967) presenta su primera novela en la Fnac el jueves 23 de septiembre. Alterna la ficción con la música y su trabajo en el Gran Hotel.
Oliver Duch.

¿De dónde viene el escritor José Ramón Ortín?

Durante toda mi vida he intentado plasmar mis estados de ánimo sobre hojas de papel. Unas veces eran poemas, otras veces artículos personales, pero siempre deseando que perduraran en el tiempo. Conforme iba cumpliendo años, esta pasión se fue convirtiendo en proyectos personales, afrontado retos como cuentos infantiles o libros sobre rock.

No es la primera vez que había escrito. ¿De dónde procede su gran pasión por la música?

Así es, anteriormente me autopubliqué un cuento infantil dedicado a mis hijos y, sobre todo, un proyecto en el que llevo siete años: una ‘Enciclopedia del Heavy Metal’ en España, en la cual abordo a modo de diario todo lo que ha sucedido en el heavy metal hispano, desde sus influencias partiendo de 1970 hasta la actualidad. Año a año, desarrollo todo lo que sucede en el panorama nacional, con fotos, demos, maquetas, conciertos y sobre todo todos los discos y maquetas grabados con mi crítica personal. Tengo terminados dos tomos, el primero desde los orígenes hasta 1985 y el segundo desde 1986 hasta 1988.

"Me autopubliqué un proyecto en el que llevo siete años: una ‘Enciclopedia del Heavy Metal’ en España, en la cual abordo a modo de diario todo lo que ha sucedido en el heavy metal hispano, desde sus influencias partiendo de 1970 hasta la actualidad"

También es un apasionado del ‘grunge’.

El último libro que escribí y que me autoplubiqué fue ‘Grunge Forever’, una guía de lo que significó el movimiento ‘grunge’ en los últimos años de los 80 y primeros de los 90 a la gente joven, como movimiento social, musical, cultural. Era una forma distinta de ver la vida. Por supuesto que desarrollo mis 150 discos del ‘grunge’ con la letra de una canción de cada disco, en inglés y en español. Los ‘lyrics’ del ‘grunge’ eran un mensaje social.

Y de repente, la novela ‘Almas enjauladas’, que presenta en la FNAC. ¿Quería que desde el título ya se supiera que propone un mundo turbulento y angustioso?

Son tres almas encerradas una noche en un ascensor, pero también vivieron el resto de sus vidas atrapadas en una cárcel similar sin tener conocimiento de ello. Quiero transmitir al lector que nuestras vidas están alimentadas de relaciones con personas que pensamos que conocemos, pero situaciones de estrés, de ansiedad y de angustia nos hacen manifestarnos tal como somos, muy distintos de cómo nos ven los demás.

¿Cómo se le ocurrió esa idea de varios personajes encerrados en un ascensor?

Fue un flash, una tarde de confinamiento en mi galería. Pensé: “Y si varios vecinos quedan encerrados en un ascensor...”. Me di cuenta que allí había una gran historia.

Y no cualquier personaje: nadie es lo que parece. ¿Hay siempre regiones oscuras y ocultas en nuestra vida?

Sí, todos tenemos nuestros secretos. La gente esconde lo turbio y lo oscuro.

¿Diría que te gusta el humor o, más directamente, el terror?

Aunque no lo parezca, el humor. Pero en la receta de la vida, son necesarios ambos ingredientes, aunque sea ficción en la mayoría de los casos.

¿Qué exigencias tiene una novela así?

Ha sido un relato muy exigente, con muchos giros que han ido revelando situaciones insospechadas. Intento mantener la sorpresa y la intriga hasta el final, con bastante acción, algo que hace que todo sea muy visual y que el lector sea el protagonista y que se sienta muy cerca de los hechos.

"En 'Almas enjauladas' intento mantener la sorpresa y la intriga hasta el final, con bastante acción, algo que hace que todo sea muy visual y que el lector sea el protagonista y que se sienta muy cerca de los hechos"

¿Su visión del mundo es tan feroz como se ve o se lee entre líneas?

No, el mundo es maravilloso y tenemos mucha suerte de poder vivir en él.

Trabaja en el Gran Hotel. ¿Qué se aprende ahí?

Más de treinta años trabajando en un hotel son la mejor escuela que puedes tener. Sabes entender a todo el mundo y, por supuesto, acertar de cómo debes comportarte con la gente. Posiblemente mi próxima novela tendrá como escenario un hotel.

¿Cómo se definiría? ¿Es un observador, un curioso, un hombre reflexivo?

Ante todo, me considero un “creativo inmaduro”. Me gusta pensar en proyectos, llevarlos a cabo, compartirlos. Lo de inmaduro, a mis 54 años, es porque nunca he reflexionado sobre las consecuencias de mis actos, aunque siempre he pensado en lo correcto. El ser creativo y extrovertido, en algunos momentos, me ha llevado a situaciones incómodas.

"A Félix Romeo apenas lo llegué a conocer, pero fue quien me introdujo en el mundo del ‘Heavy Metal’ y cuando apenas tenía 16 años me descubrió al grupo francés Trust"

¿Qué ha aprendido del arte de escribir novelas?

Que todo el mundo es capaz de todo. Solo te lo tienes que plantear, creértelo y ponerte manos a la obra.

Estudió con Félix Romeo y Miki Nadal. ¿Qué relación tuvo con ellos?

A Nadal lo recuerdo como muy alegre y activo; con él compartía ratos de recreo en el Colegio Santo Domingo de Silos. A Félix Romeo apenas lo llegué a conocer, pero fue quien me introdujo en el mundo del ‘Heavy Metal’ y cuando apenas tenía 16 años me descubrió al grupo francés Trust. Su canción ‘Antisocial’, versionada por Anthrax y Los suaves, sigue siendo una de mis canciones. Si pudiera echar atrás el tiempo, compartiría con él muchas más cosas.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión