Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

Castrillo-Ferrer y Rafa Blanca llevarán a escena la vida del ciclista Luigi Malabrocca

Estrenarán este año una obra basada en el deportista piamontés, conocido por llegar el último en el Giro de Italia.

Alberto Castrillo-Ferrer y Rafa Blanca preparan nuevo montaje teatral / 26/02/2021 / FOTO : OLIVER DUCH[[[FOTOGRAFOS]]]
Rafa Blanca y Castrillo-Ferrer, con una foto de Bartali y Coppi
Oliver Duch

La vida deportiva del ciclista Luigi Malabrocca (1920-2006) es el reflejo de una época, la de la posguerra italiana, en la que competir no siempre consistía en quedar el primero, y donde la astucia era clave para sobrevivir. El deportista piamontés, apodado ‘El Chino’, conquistó varias pruebas ciclistas como profesional, entre ellas la París-Nantes (1947), la Coppa Agostoni (1948) y la Vuelta a Croacia y Eslovenia (1949). Pero siempre se le recordará por ganar en dos ediciones consecutivas la ‘maglia nera’ (maillot negro) otorgada al último clasificado en el Giro de Italia en 1946 y 1947.

Con este punto de partida la compañía Gato Negro, con Alberto Castrillo-Ferrer en la dirección y Rafa Blanca como único intérprete, prepara el montaje teatral, ‘Malabrocca’, sobre un texto de Matteo Caccia (versión y traducción de Rafa Blanca).

Malabrocca era la antítesis de campeones como Gino Bartali y Fausto Coppi, aunque no era por falta de forma o por ser un mal corredor, sino que respondía a una cuestión de ingenio: quien quedaba en última posición en el Giro de Italia recibía un premio económico y cierta popularidad, mientras que cualquier otro gregario pasaba sin pena ni gloria al término de esta competición.

Ser el último clasificado se convirtió en todo un arte y Malabrocca llegó a dominar esta práctica escondiéndose en granjas y otros lugares durante la carrera para perder el tiempo suficiente y cruzar la línea de meta en última posición.

Luigi Malabrocca
Luigi Malabrocca
HA

Reflejo de una época

«La historia de Malabrocca sirve también para contar qué pasó en Italia después de la guerra. Para Malabrocca, quedar el último significa poder seguir avanzando. La obra no será lineal, sino que pasaremos por diferentes épocas para dar a la narración relieve teatral», cuenta Castrillo-Ferrer.

Rafa Blanca, que interpretará a varios personajes sobre el escenario, comenta que «es una historia que refleja un universo mediterráneo y la gesta y astucia de un personaje de picaresca».

Castrillo-Ferrer y Blanca prosiguen ahora con los ensayos de la obra que llegará a Zaragoza a finales de octubre, y barajan su preestreno en el festival Manhattan de Murillo de Gállego.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión