Ocio y Cultura
Suscríbete

cine

La magia del cine invade la Magdalena en tiempos de pandemia

Del 10 al 13 de febrero se llevaba a cabo el rodaje de ‘No te verán correr’, el nuevo cortometraje del zaragozano Miguel Casanova que protagonizan Jon Plazaola (Iñaki en 'Allí abajo') y Vicente Vergara ('La trinchera infinita').

Imagen del rodaje del corto de Miguel Casanova en la Madalena este sábado, con los actores Jon Plazaola y Vicente Vergara.
Imagen del rodaje del corto de Miguel Casanova en la Magdalena este sábado, con los actores Jon Plazaola y Vicente Vergara.
Camino Ivars

Comienza a anochecer en Zaragoza. Después de meses de inusitada calma, en el corazón del barrio de la Magdalena comienza a fraguarse algo. Decenas de personas, colocadas en fila, aguardan en un local de la asociación de vecinos para hacerse una prueba de antígenos. A escasos metros, en el bar El Gallinero, se llevan a cabo las labores de maquillaje y peluquería -lo que en la jerga del sector se denominan ‘procesos’-.

En el local de Quitería Martín, uno de los establecimientos más míticos de la capital aragonesa, hay una improvisada sala de catering mientras que la taberna Potokka se ha convertido en un set de vestuario para la figuración y un estudio de fotografía. ¿El motivo? La magia del cine que, a pesar de la pandemia, vuelve a irrumpir con fuerza de la mano del director zaragozano Miguel Casanova.

Se trata del rodaje de su tercer proyecto, ‘No te verán correr’, producido por Contraje Producciones. Una historia que plantea un dilema moral desde la mirada de un grupo de intervención de la Policía Nacional durante una redada antidroga. “Con el tiempo me he dado cuenta de que siempre cuento la misma historia, aunque desde puntos de vista diferentes”, reconoce Miguel, haciendo referencia a sus trabajos anteriores ‘Milkshake Express’ (2015) y ‘Vergüenza’ (2017).

“Mi objetivo no es señalar ni apuntar a nadie sino tratar de ver dónde está el problema cuando se da una situación de violencia. Es algo que no entiendo y que me gustaría tratar de comprender con este corto”, advierte. El cortometraje se desarrolla en dos escenarios, el Refugio del Crápula -tanto interior como exterior-, en la Magdalena, y uno de los baños del Café Universal, en la plaza San Francisco. “El cine no debe juzgar sino mostrar situaciones y lanzar preguntas al espectador, quien será el que deba dar una respuesta”, añade.

El también guionista del cortometraje ‘En la azotea’, nominado al Goya en 2017, se trasladó a Madrid en el año 2014 donde trabaja en MOD Producciones, quien ha llevado a cabo los últimos proyectos de Alejando Amenábar, entre otros. “Tengo la suerte de tener como jefes a varios de los mejores productores de cine de España. El proceso de aprendizaje en todo este tiempo ha sido brutal”, asegura.

Y aunque estuvo sobre la mesa el rodar en Madrid, la realidad es que Casanova, como hacen tantos directores y directoras de Aragón, siempre vuelve a rodar a casa. “Cuando dirijo necesito sentirme seguro y rodeado de equipos y gente que conozco, para mí eso es un lujo”, afirma. Un cortometraje que comenzaba a fraguarse hace más de un año y al que, como ha ocurrido en tantas ocasiones, la pandemia pilló justo en medio. “La idea era rodar en mayo, comenzamos con la preproducción en diciembre de 2019 pero tuvimos que pararlo todo”, recuerda Ana Sanagustín, directora de producción del cortometraje.

Cámara, ¡acción!: la Madalena se convierte en un plató de cine
Cámara, ¡acción!: la Magdalena se convierte en un plató de cine
Camino Ivars

“Desde entonces hemos tenido que mirar con atención cómo evolucionaba la crisis sanitaria, intentamos en septiembre, pero nos pilló en una nueva ola y se retrasó todo”, afirma. Sin embargo, decidieron que en febrero era el momento de “tirarse a la piscina”. “Era ahora o nunca y la gente del barrio enseguida se volcó con nosotros para lograr sacar todo esto adelante”, admite.

Rodar en tiempos de pandemia

Hoy, Sanagustín reconoce que el apoyo de las instituciones ha sido fundamental sacar adelante este proyecto que cuenta con el respaldo económico de Aragón TV y el Ayuntamiento de Zaragoza. El presupuesto total del corto asciende a 38.000 euros.

“El proyecto ha costado tres veces más que si hubiéramos rodado antes de la pandemia”, admite Sanagustín. Entre las pruebas realizadas a todo el equipo técnico y artístico -más de 30 personas y 70 figurantes-, los protocolos de desplazamiento -que reducen el número de pasajeros por vehículo, por ejemplo-, o el cuidado a la hora de adaptar espacios, compra de mascarillas y geles, menús y un largo etcétera.

Durante la jornada de rodaje nocturno que tenía lugar este viernes, que se desarrollaba hasta pasadas las 6 de la madrugada, también contaron con el apoyo de la Policía Nacional que aportaba parte de la indumentaria y vehículos oficiales, así como asesoramiento para dotar de realismo a la escena que, como curiosidad, fue rodada en un único plano secuencia. “Para nosotros forma parte de nuestra labor ya que este tipo de acciones contribuyen a la hora de difundir nuestra imagen y acercarnos a la ciudadanía de otra manera”, admiten fuentes del departamento de comunicación de la Jefatura Superior de Aragón.

Cámara, ¡acción!: la Madalena se convierte en un plató de cine
Cámara, ¡acción!: la Madalena se convierte en un plató de cine
Camino Ivars

Unos personajes cargados de humanidad

“Nuestro trabajo es dotar de humanidad a nuestros personajes, independientemente de cómo sean”, afirma Vicente Vergara. El actor onubense, conocido por dar vida a Gonzalo, en ‘La trinchera infinita’ -papel que le valdría la nominación al Goya al mejor actor revelación en 2020- encarna en este caso a Sánchez, un policía veterano que interviene en el operativo. “Mi personaje ofrece la experiencia y una manera tradicional de hacer las cosas”, explica.

Todo lo contrario, a lo que representa Nacho, interpretado por el actor valenciano Pepo Llopis - 'Campamento Albanta', 'La Banda'- quien se enfrenta a una de sus primeras misiones. “Para mi personaje esta experiencia supone romper con todo lo que ha aprendido en la academia. De repente, tiene que aprender a resolver las cosas sin tener en cuenta lo que aprendió en los manuales y es en este preciso momento cuando se convierte en policía de verdad”, resume.

Cámara, ¡acción!: la Madalena se convierte en un plató de cine
Cámara, ¡acción!: la Madalena se convierte en un plató de cine
Camino Ivars

“He estado varias veces en Zaragoza, y a pesar de eso, reconozco que salir a la calle de madrugada y verla vacía… es algo a lo que no te acostumbras”, afirma Jon Plazaola (Iñaki en 'Allí abajo') que da vida a Matas, el cabecilla del equipo UPR que integran.  “Mi personaje intenta mediar entre Sánchez y Nacho y creo que aporta una visión muy interesante y es que no se puede analizar una situación desde un solo prisma”, opina el actor vasco.

En su caso, Plazaola ha colaborado en otros proyectos aragoneses como ‘Mi querido balón’, de Gaizka Urresti o ‘Villaviciosa de al lado’, con Nacho Gracia Velilla.

Rafa Delacroix es el personaje que se encuentra “al otro lado” pues es la persona a la que detienen en esta redada. Conocido por dar vida a Jordi en ‘Capa caída’, de Santiago Alvarado, en este caso interpreta a Jaime, “la otra cara de la historia”. “Mi personaje tiene muy poco texto, pero una gran carga emocional. Es muy necesario para contar esta trama”, admite. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión