Despliega el menú
Ocio y Cultura

George Clooney confiesa que se corta el pelo en casa

El actor da detalles de su vida con su esposa Amal en una entrevista a la CBS y dice que enmudeció al enterarse que esperaban mellizos.

George y Amal Clooney
George y Amal Clooney
Reuters

En plena promoción de su nueva película, 'Cielo de medianoche', producida por Netflix, el actor George Clooney, de 59 años, ha concedido una entrevista al programa matinal de la CBS en la que habla sobre su matrimonio con la abogada de derechos humanos Amal Clooney, y cómo está viviendo la experiencia de haberse convertido en padre de dos niños pequeños. "Cuando conocí a Amal cambió mi vida y fue la primera vez que sentí que ella era más importante que cualquier otra cosa sobre mí", cuenta.

La pareja se casó en Italia en 2014 y tuvo dos hijos, los mellizos de 3 años Alexander y Ella. El actor asegura que nunca predijo que sucederían así las cosas entre ellos. "Nunca hablamos sobre matrimonio cuando estábamos saliendo. Y un día se lo pregunté de repente. Le tomó mucho tiempo decir que sí, estuve de rodillas durante veinte minutos y finalmente le dije: 'Mira, voy a tirar la cadera", recordó entre risas. Nada que ver con el momento en el que recibió la sorpresa de que esperaban gemelos. "Nunca hablamos de tener hijos. Y luego un día simplemente dijimos, '¿Qué piensas?' Y, luego fuimos al médico y, ya sabes, haces la ecografía y dices, 'Oye, tienes un bebé'. Le dije: '¡Bebé, fantástico!' Luego dicen: 'Y tienes otro allí'. Y yo estaba preparado para uno porque soy viejo. ¿Y de repente son dos? Y yo no hablé. Me quedé allí como diez minutos, mirando el papel en silencio. Pero ahora estoy muy contento de que se tengan el uno al otro", confesó Clooney.

Al igual que para el resto de los humanos, el confinamiento ha sido un desafío. "Llegué a poner quince lavadoras al día y fregué los suelos. Me sentía como mi madre en 1964, porque ella tenía dos hijos y no tenía ayuda. Y no sé cómo lo hizo pero ahora la admiro más que nunca". A propósito de la pandemia, la reportera le preguntó si se había estado cortando el pelo en casa. A lo que el actor contestó: "Me he cortado el pelo durante 25 años. Hace años, compré una cosa llamada Flowbee y tardo un par de minutos en arreglarme yo solo porque mi cabello es como un espeso techo de paja". Flowbee es una maquinilla que viene con una especie de aspiradora incorporada y cuesta alrededor de 100 euros en la teletienda. Sus ventas se han disparado desde que uno de los actores más apuestos y deseados de Hollywood confesó llevar años sin pisar una peluquería gracias al cortador de pelo.

Etiquetas
Comentarios