Despliega el menú
Ocio y Cultura

cine 

Saturnino García: "No es cualquier cosa recibir un Augusto en una de las ciudades importantes del mundo"

El actor Saturnino García recogió su galardón en el Festival de Cine de Zaragoza. También fue premiado Nacho Guerreros, y se presentó 'Vampus Horror Tales'.

Arranca el Festival de Cine de Zaragoza.
Saturnino García recibió con gran alborozo, a sus 85 años, el premio Augusto.
Toni Galán.

ZARAGOZA. "El premio Augusto me hace muy feliz. Primero porque me lo da el Festival de Cine de Zaragoza, que no es cualquier cosa, es una de las ciudades importantes no solo en España o en Europa, sino en el mundo. Y luego es un reconocimiento a tu carrera, con lo que eso significa", explicaba ayer el actor Saturnino García que es el actor-presentador, Vampus, de la película coral ‘Vampus Horror Tales’, que se estrenó ayer en Zaragoza y marcó el inicio del FCZ, que engarza las cuatro historias de terror, "un terror suave", apostillaba Elena Furiase, otra de las intérpretes.

Saturnino García encarna a un hombre que se mueve por los cementerios y que disfruta con las historias de amor necrófilas. Víctor Matellano, el productor artístico y director que unifica a los cuatro realizadores de esta película –Manuel M. Velasco, Isaac Berrokal, Erika Elizalde y Píter Moreira–, dividida en cuatro historias, matizó: "Hay algo más en este personaje. Un sentido crítico, de rebeldía, que le lleva a matar a los pelmas si es necesario".

Clima británico, humor español

Saturnino García explicó: "Lo he pasado de miedo. Los directores saben más de los actores que nosotros mismos. Yo no me imaginaba en esta película y ellos me hicieron ver que el papel era para mí". Con 85 años, Saturnino tejía y destejía recuerdos y hacía balance: "Yo nunca pensé ser actor… Llegué casi por azar, sin demasiada preparación; a veces puede pasar esto en este oficio. Mi verdadera ocupación desde niño era la agricultura, pero ser actor me ha permitido acceder a otras esferas: me gusta la literatura, el pensamiento, el teatro". Ayer recordaba que él había sido un superviviente: el médico le anunció a su madre que moriría pronto cuando solo tenía un año. "He sido un hombre de achaques desde la cuna y me salvé a fuerza de comer sopas de ajo. Y aquí estoy, orgulloso de haber llegado hasta aquí", decía.

Arranca el Festival de Cine de Zaragoza.
Nacho Guerreros fue premiado por su apoyo al cortometraje.
Toni Galán.

Víctor Matellano es el alma del proyecto ‘Vampus Horror Tales’. Vampus que empezó siendo un personaje teatral, ya aparecía en un corto, y decidió darle vida en un largo. "Esta película parte de los revistas de cómic de terror de los 70 y los 80, que contenían varias historias. Decidimos hacer algo semejante con cuatro relatos y cuatro directores", decía.

Víctor Matellano tenía en la cabeza muchas cosas: ‘Historias para no dormir’ de Narciso Ibáñez Serrador, ‘El hombre elefante’ de David Lynch o algunas cosas de Tim Burton. Literariamente, también tiene antecedentes: ‘Los ladrones de cadáveres’ de Robert Louis Stevenson, y quizá algunas ficciones de Edgar Allan Poe.

"La atmósfera es muy británica, clásica, hemos cuidado mucho la ambientación, la iluminación, el vestuario, usamos el blanco y negro y, por supuesto, los efectos especiales y la fotografía, y eso quiere decir que mimamos la puesta en escena y la composición. Las referencias son anglosajonas pero hemos incorporado varios giros españoles", indicó Víctor Matellano.

Nacho Guerreros también era galardonado ayer por su apoyo al corto; ha participado en 15 piezas cortas y en la película 'Vampus Horror Tales'. "Me encanta trabajar en el corto, colaborar con tantos directores jóvenes que son en el futuro. Y Zaragoza es especial para mí: soy riojano y he estado muchas veces con mis amigos de estudios en las fiestas del Pilar", revelaba. "No soy un aficionado al terror, pero me encanta hacer cosas que no había hecho antes y aquí hago de villano. Me he divertido, aunque lo que hago no es nada ejemplar porque soy un acosador".

"Me encanta trabajar en el corto, colaborar con tantos directores jóvenes que son en el futuro. Y Zaragoza es especial para mí: soy riojano y he estado muchas veces con mis amigos de estudios en las fiestas del Pilar"

Elena Furiase encarna a una novia que no recuerda quién es y un amigo le ayuda a recordar. "No había hecho una pesadilla como está, tan elaborada y fantástica, pero me encanta participar en esta pieza con esta estética y este humor español", dijo.

Arranca el Festival de Cine de Zaragoza.
Elena Furiase encarna a una novia desmemoriada en la película.
Toni Galán.

LOS EFECTOS ESPECIALES Y EL COLECCIONISTA DE AUTÓGRAFOS

‘Vampus Horror Tales’ tiene muchos ingredientes atractivos para el espectador: por ejemplo, la supervisión de efectos especiales ha corrido a cargo de Colin Arthur, toda una autoridad en esta especialidad que ha participado en ‘2001, una Odisea del Espacio’, ‘La Historia interminable’ o ‘El resplandor’.

Es una película en capítulos o historias que unifica el citado Saturnino García. "Me he divertido. A mí solo me han dirigido Víctor Matellano y Erika Elizalde, no estuve con los demás, y habría estado encantado, claro –explicaba. El hombre que fue Justino y trabajó en ‘Goya en Burdeos’ decidió cambiar de tercio–. Recuerdo una de las últimas veces que estuve en el Teatro Principal. Quizá fuera con ‘La taberna fantástica’ de Alfonso Sastre. Recuerdo que apareció un coleccionista de autógrafos y de fotos firmadas. Me llamó mucho la atención y tuvimos una bonita conversación".

Aunque el Festival de Cine de Zaragoza en su XXV edición es virtual, la gala de ayer, con los protocolos sanitarios y el control de aforo que estipula la ley, fue una prueba para la gala de clausura del sábado 28 que protagonizará Pilar Palomero. 

Etiquetas
Comentarios