Despliega el menú
Ocio y Cultura

POLÍTICA CULTURAL. OCIO Y CULTURA

El circo y el teatro de improvisación se sienten castigados por las ayudas de Zaragoza Cultural

Teatro Indigesto se queda sin asignación tras ocho ediciones de Zaragoza Improvisa que ya se convertido en una referencia de la disciplina en España

PRESENTACION DE ZARAGOZA IMPROVISA / TEATRO PRINCIPAL ( ZARAGOZA ) / 12/11/2018 / FOTO : OLIVER DUCH [[[FOTOGRAFOS]]] [[[HA ARCHIVO]]]
El colectivo de organizadores del Encuentro Zaragoza Improvisa.
Oliver Duch.

ZARAGOZA. Muchos trabajadores de la cultura en Aragón, como en buena parte de España, están soliviantados. Las ayudas del Gobierno de Aragón, por trámites burocráticos, sobre todo, se retrasan, no se han creado medidas excepcionales tras la pandemia, y algo parecido ocurre con las ayudas del Ministerio de Cultura, que tampoco acaban de concretarse, aunque ahí sí ha habido medidas sociales y laborales específicas a través de los ERTE o el Ingreso Mínimo Vital.

La llama del descontento ha prendido, especialmente en Zaragoza, con las Ayudas Económicas de la Sociedad Municipal Zaragoza Cultural. El actor y director Alberto Castrillo-Ferrer, vinculado a la Plataforma de Artes Escénicas, está profundamente "disgustado e indignado".

La asignación de la nada

Explica: "Mi compañía no ha pedido nada; no es una queja privada en absoluto. Estoy indignado primero por la cifra para artes escénicas, 111.000 euros, que es una cantidad ridícula, y más en esta situación de crisis generalizada, y luego porque el dinero ha recaído en los de siempre; las grandes compañías han salido muy favorecidas. La asociación Ares ha recibido el 80 % del presupuesto, y en el otro lado, en la Plataforma de Artes Escénicas, sorprende la cantidad de ceros que hay en las asignaciones. Cero para Zaragoza Improvisa, para el circo, para el clown, y hablo de proyectos que son referencia no solo en Zaragoza y Aragón sino en España", dice. E insiste: "Creo que el reparto es profundamente injusto y está mal baremado, y sobre todo en el año de la pandemia, donde tenía que haber mayor sensibilidad hacia todos".

"Creo que el reparto es profundamente injusto y está mal baremado, y sobre todo en el año de la pandemia, donde tenía que haber mayor sensibilidad hacia todos", dice Castrillo-Ferrer

Encarna Corrales, de Teatro Indigesto, compañía promotora de Zaragoza Improvisa, está "decepcionada y desconcertada. Íbamos a hacer la octava edición de Zaragoza Improvisa en noviembre en el Teatro del Mercado, y en otros espacios: El Sótano Mágico, Juan Sebastián Bar, el Centro Cívico de La Almozara, donde hacemos nuestros talleres, y Etopia. Presentamos 156 páginas de dossier y no hemos recibido absolutamente nada. Empezamos en 2013 con 5.000 o 6.000 euros, y año tras año habíamos ido creciendo el apoyo. En 2019 recibimos, de entrada, 21.000 euros, aunque luego reformulamos el presupuesto y nos asignaron 16.000, del que solo usamos 14.000 porque Teatro Indigesto había asumido algunos pagos con la recaudación. No podemos entender la negativa", dice.

Las ayudas de Zaragoza Cultural.
Encarna o Encarni Corrales es una de las animadoras de Teatro Indigesto.
Guillermo Mestre.

Recuerda que por Zaragoza, en esta modalidad de improvisación teatral, han pasado las mejores compañías españolas y diferentes de Latinoamérica. "Todos los años hay lleno total. Organizamos talleres, debates, espectáculos, y el Teatro del Mercado, que es la sede del festival, llena los cuatro días. En 2019 reunimos a unos 1.500 espectadores, y 40 componentes de diferentes compañías. Zaragoza ya es un modelo de este tipo de teatro", señala.

La prueba es que en varias ciudades españolas –Santiago de Compostela, Valladolid, Granada, Sevilla y Valencia, entre otros lugares– les han pedido asesoramiento. "No se trata de poner el grito en el cielo, de protestar por protestar, pero queremos que nos digan si a Zaragoza le interesa este festival, si apuestan por él o no. Es un festival consolidado que ofrece una imagen de experimentación y búsqueda de esta disciplina teatral", dice Corrales.

Encarni Corrales: "Queremos que nos digan si a Zaragoza le interesa este festival, si apuestan por él o no. Es un festival consolidado que ofrece una imagen de experimentación y búsqueda de esta disciplina teatral"

De entrada, la compañía tenía previsto celebrar su semana del teatro de improvisación del 9 al 15 de noviembre, y tiene asignado el Teatro del Mercado del 12 al 15. Teatro Indigesto, por otra parte, contaba con dos semanas en ese escenario para las fiestas del Pilar, donde escenificará ‘Comisaría en fiestas’; renunció a una de ellas para que otra compañía –llamaron a Diego Peña– también pueda disfrutar de eso días.

«Este es el momento en que tenemos que unirnos todos y ser solidarios», dice Encarna. Ayer la vicealcaldesa Sara Fernández la llamaba para concertar una cita.

Repensar presente y futuro

Esteban Villarrocha, integrante de la asociación Ares y gerente de Arbolé, que ha recibido 9.000 euros para unos de sus ciclos, explicaba: "Nosotros no nos podemos quejar ni ser ingratos. Pero sí hay decisiones en las ayudas que llaman la atención. Las pequeñas compañías han sido las damnificadas y muchas de ellas han hecho y están haciendo aportaciones muy valiosas. El sistema de ayudas necesita un cambio radical, tienen que repensarse y eso es urgente. Y la pandemia era un buen momento para hacerlo".

También le recuerda al Gobierno de Aragón que debe acelerar sus medidas, solucionar sus problemas administrativos y hacer efectivas las subvenciones, porque "a lo mejor cuando lo hagan muchos no existimos ya. Lo que no debemos hacer las compañías es fomentar la división ni el enfrentamiento. A mí me preocupa el presente, mucho, pero aún más me preocupa el futuro", dice el gerente de Arbolé.

David Lozano, responsable de Zaragoza Cultural, entiende que no es fácil acertar: "Cada convocatoria es nueva y cada año compites. No es una ayuda fija, ni un programa consolidado, y eso hay que tenerlo en cuenta. A veces tienes un buen proyecto, pero hay cinco mejores que el tuyo. Y te quedas sin nada porque el dinero llega hasta donde llega, y se intenta apoyar el 100% de los proyectos. Las valoraciones atienden a muchos factores y las realizan jurados que hacen un trabajo minucioso sobre muchos matices".

El importe total de las ayudas de Zaragoza Cultural rebasa por poco los 500.000 euros. «En esto nunca aciertas: si financias proyectos al 100 % o repartes entre todos lo que hay. Las ayudas debemos repensarlas y lo haremos para mejorarlas», dice Lozano.

DESPIECE 

El desamparo de la música, el presupuesto de la Harinera

Chema Fernández, promotor musical de Antípodas, dice: «La situación de nuestro sector es desesperada. Como la mayoría de nuestro locales están ligados al ocio nocturno, no hemos podido dar conciertos. Nuestra situación es única. Los teatros han podido abrir al 75 %, y los cines, con unas cifra de ventas malísimas. Lo que me aterra es que el público deje de venir a los conciertos», dice. Y recuerda que el 17 de septiembre se organizará una manifestación de la gente que está detrás de los conciertos, en todos los oficios: sonido, montaje, transporte, seguridad. "Son más de 10.000 personas (y llegaron a ser 15.000), más que la gente que trabaja en la General Motors. Queremos darles la voz", dice Chema Fernández, de Antípodas, que, además, reclama agilidad al Gobierno de Aragón y alguna medida excepcional por la covid-19.

Desde la Harinera también se oyen quejas porque ha perdido un 37% de su presupuesto: "El Colectivo Llámalo H, con el apoyo de la AA. VV., manifiesta su descontento con el trato recibido por Zaragoza Cultural en las labores de cogestión de Harinera ZGZ que se llevan desarrollando desde 2014. Este modelo ha sido reconocido por la Unión Europea y varias instituciones culturales de gran relevancia del país. Mientras, en Zaragoza se recorta el presupuesto, se ignora la participación, y se pone en riesgo la continuidad de sus contenidos", dicen. 

Etiquetas
Comentarios