Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

'La bolsa o la vida', del zaragozano Javier Burgueño, premiada en PhotoEspaña 2020

La fotografía del aragonés se convertía en una de las diez finalistas de la sección 'Desde mi balcón', elegida entre más de 63.000 instantáneas.

La fotografía premiada en PhotoEspaña: 'La bolsa o la vida'
La fotografía premiada en PhotoEspaña: 'La bolsa o la vida'
Javier Burgueño

Aunque el tiempo avanza, este año, el 2020, ha sido y sigue siendo muy distinto para la gran mayoría. Una realidad radicalmente interrumpida por la covid-19 que se ha traducido en diferentes ámbitos y citas. Y como no podía ser de otra manera, el festival PhotoEspaña ha sido una de ellas. Sin embargo, este año, en un intento por sobrellevar de la mejor manera posible esta situación, el festival creaba una sección muy especial: ‘PHEDesdemiventana’. Una iniciativa que nace como una llamada a la creatividad y la exploración artística de la ciudadanía en tiempos de coronavirus.

De esta forma, y dado que ventanas y balcones se han convertido durante meses en un motivo recurrente de representación artística en todo el mundo, la organización invitaba al público en general a compartir los momentos más especiales, llamativos o diferentes registrados con sus cámaras o teléfonos móviles. Sin duda, una idea aplaudida por la audiencia ya que la convocatoria alcazaba un gran éxito de participación reuniendo más de 63.000 fotografías llegadas desde distintos rincones de España. Entre ellas, una de las diez finalistas que fue tomada en Zaragoza. Se trata de ‘La bolsa o la vida’, de Javi Burgueño.

“Es un retrato del exceso de locura que hemos vivido en el confinamiento. ¡Locura tendida al aire libre!”, explica el joven zaragozano. En cuanto a la instantánea en cuestión, en la que vemos un tendedor exterior con varias bolsas tendidas bocabajo en perfecto orden; el autor explica que surgió de casualidad mientras permanecía en casa de sus padres durante el confinamiento, en concreto en un edificio situado en el centro de la capital aragonesa.

“Fui de visita un fin de semana y me acabé quedando tres meses”, rememora Burgueño, que actualmente reside en Barcelona donde se dedica al mundo del márquetin y la comunicación digital. Una situación, la del estado de alarma, que pilló en medio a tantos y tantos españoles.

“Era la hora de comer y, mientras estaba en la cocina, me asomé por la ventana y vi las bolsas colgadas en el tendedor”, explica. La imagen fue tomada al inicio del confinamiento, en aquel momento en el que la falta o el exceso de información en medio de un clima protagonizado por la incertidumbre provocaron imágenes realmente sorprendentes como esta. “El miedo era tal en aquel momento que la gente desinfectaba todo a conciencia y en el que una simple bolsa te podría, como quien dice, “salvar la vida””, resume.

Por eso decidió titular así este trabajo: “La bolsa o la vida”. “Cuando vi la convocatoria de PhotoEspaña me pareció una buena oportunidad ya que creo que la imagen es muy significativa del momento que nos ha tocado vivir”, reconoce el zaragozano. Y no andaba desencaminado pues logró quedar entre las diez imágenes ganadoras de entre miles de participantes con instantáneas llegadas de más de 50 ciudades.

Con esta iniciativa, el festival tenía por objeto recrear el vecindario más grande del mundo a través de las miradas de sus participantes. En cuanto al premio de las diez imágenes ganadoras, ha consistido en 500 euros en metálico para cada una de las finalistas, así como el hecho de formar parte de una exposición que recorrerá España.

Burgueño, en la plaza de San Felipe de Zaragoza frente a su fotografía
Burgueño, en la plaza de San Felipe de Zaragoza frente a su fotografía
C. I.

Cuando lo cotidiano sale de la norma

Además, una selección de estas imágenes puede visitarse en varias ciudades españolas además de a través de su página web. Una exposición al aire libre con medio centenar de fotografías que permanecen distribuidas en algunos balcones de la calle Alfonso y la plaza San Felipe y que podrán visitarse hasta el 19 de octubre. Este medio centenar de imágenes han sido seleccionadas de entre las 679 que se recibieron de la provincia de Zaragoza en la última edición del festival.

“La mías se encuentra en un balcón en la plaza San Felipe junto al resto de trabajos finalistas. Para mi recibir la noticia fue un auténtico subidón puesto que este tipo de reconocimientos no se reciben todos los días”, afirma el zaragozano de 32 años titulado en publicidad y relaciones públicas en la Universidad San Jorge de Zaragoza (USJ). “El mundo de la fotografía siempre me ha atraído. Constantemente ando en busca de imágenes de mi entorno que, a pesar de formar parte de lo cotidiano, salen algo de la norma”, admite.

Dos requisitos que cumple a la perfección la fotografía ganadora. Sin embargo, asegura que espera que todo lo que estamos viviendo sirva para mejorar la sociedad actual. “Lavamos bolsas de manera rigurosa y ordenada, pero tal vez la próxima colada podría ser una interior, una de uno mismo, con el mejor suavizante y detergente posibles de esos que volaron del súper cada día”, concluye.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión