Despliega el menú
Ocio y Cultura

música

Un libro señala canciones de Bunbury con textos de escritores que no cita

Fernando del Val refiere en 'El método Bunbury' hasta 539 fragmentos de temas del músico zaragozano con palabras de Benedetti, Arrabal o Carver​.

Enrique Bunbury parece haberse apuntado a las teorías conspiranoicas.
Enrique Bunbury parece haberse apuntado a las teorías conspiranoicas.
José Miguel Marco

“Hoy amanecí con los puños / cerrados”; “Nos formulan preguntas / que incluyen su semilla de respuesta”; “Ahora que estoy insomne / (…) / quiero morir de siesta”; “Alimenta rumores clandestinos” (‘La casa y el ladrillo’ y ‘Geografías’, de Mario Benedetti).

“Amanecí con los puños bien / cerrados”; “Formulas preguntas con semilla / de respuesta”; “Ahora que padeces de insomnio / quisieras morir de siesta”; “(…) en sus rumores clandestinos” (‘Iberia sumergida’, Bunbury, del disco de Héroes del Silencio ‘Avalancha’).

Estos son dos de los textos que Fernando del Val compara en su libro 'El método Bunbury', de cuya publicación la semana que viene se ha hecho eco 'El País' y en el que analiza las letras de las canciones del músico zaragozano, en las que ha encontrado fragmentos muy parecidos a textos o versos de autores como Fernando Arrabal, Felipe Benítez Reyes, Mario Benedetti, Charles Bukowski, Fernando Sánchez Dragó, Blas de Otero, Michel Houellebecq, Gabriel Celaya, Nicanor Parra, Antonio Gamoneda o Haruki Murakami.

“Buena parte de las letras que Bunbury ha escrito se compone de fragmentos de escritores a los que no cita. En mi libro se demuestra que la práctica ha sido habitual en toda su carrera, y que está presente en la muchas canciones suyas con ambición poética y literaria”, afirma Del Val al rotativo madrileño.

El autor del libro, que dice ser admirador de Bunbury desde los tiempos de Héroes del Silencio, no habla en ningún momento de plagio. Sí lo hace de "centón", una obra literaria compuesta con fragmentos de otras obras.

Como por ejemplo:

“Las palabras son como avispas y la calle como un cohete cuando te espero”; “Tengo un ataúd para tus besos y una corona para tu pelo”; “Eres el verano y mil tormentas y el león que sonríe en las ortigas” (‘La bicicleta del condenado’, de Fernando Arrabal).

“Las palabras fueron avispas / y las calles como dunas / cuando aún te espero llegar”; “En un ataúd guardo tu tacto y / una corona / con tu pelo”; “Eras verano y mil tormentas, yo el león que sonríe a las paredes” (‘La chispa adecuada’, de Bunbury, del disco de Héroes del Silencio ‘Avalancha’).

Del Val, ganador en 2018 del Premio Ojo Crítico de Poesía por 'Los años aurorales', especifica que si Bunbury hubiera citado a los autores, su libro no existiría.

No es la primera vez que el zaragozano, ahora residente en Los Ángeles, ha de hacer frente a una situación de este tipo. Le sucedió con su disco ‘Hellville Deluxe’, por cuyo sencillo ‘El hombre delgado que no flaqueará jamás' fue acusado en 2008 de 'fusilar' versos de Pedro Casariego, poeta que se quitó la vida en 1993.

En aquel momento, Bunbury se defendió a través de un comunicado en su página web en el que sostenía que "dos frases no hacen un plagio". "Lucharé contra todos los que digan lo mismo que yo", variación del verso "Lucharé contra todos los que digan lo que yo diga" y "Veo misterios en algunas mujeres y detectives en los hombres de hoy", muy similar a algo que el poeta dijo en una entrevista, "Veo misterios en algunas mujeres y detectives en algunos hombres", eran los versos en cuestión.

"No voy a negar que haya utilizado dos frases de Casariego extraídas de dos poemarios. Igual que utilizo mi libreta para apuntar comentarios realizados a altas horas de la noche, frases de Humphrey Bogart en películas de cine negro, extractos de la sección de sucesos, titulares simpáticos de periódicos económicos, conversaciones privadas o panfletos publicitarios", señaló entonces Bunbury.

“Aquí lo que hay es una persona que escribe un libro sobre un famoso para ganar dinero (...). Enrique no es un literato, él es un escritor de canciones". Nacho Royo, mánager de Bunbury

Bunbury, quien está de actualidad artísticamente por el reciente lanzamiento de su disco 'Posible', no se ha expresado de momento públicamente sobre este libro. Su representante, el también zaragozano Nacho Royo, sí ha realizado declaraciones a HERALDO con su opinión sobre el libro de Fernando del Val: “No le doy ningún valor. Enrique Bunbury tiene inscritas 360 canciones, compuestas y editadas. Aproximadamente, tiene otras 150 pendientes de edición que no sabemos si algún día se publicarán o no. En este libro están hablando de 37…”.

El músico, tras haber terminado la promoción de ‘Posible’, y con la gira de presentación internacional de este disco postergada para el año próximo debido a la pandemia de la covid-19 “está ahora a lo suyo, a componer y trabajar en nuevas canciones”, según Royo, quien explicó que no había hablado con él sobre la próxima publicación de ‘El método Bunbury’. “Aquí lo que hay es una persona que escribe un libro sobre un famoso para ganar dinero. Por supuesto que todos los artistas beben de fuentes de otros artistas, se inspiran en ellos. Enrique no es un literato, él es un escritor de canciones”, añadió el mánager, quien cree también que con este libro “se intenta hacer daño”.

“Supongo que esto forma parte del precio de la fama y que hay que pagarlo. Pero nosotros seguimos con nuestra vida. Enrique sigue escribiendo canciones y, si es posible, seguro que pronto las mostrará en directo”, concluyó Nacho Royo.

La publicación de ‘El método Bunbury’ pone al zaragozano en el centro de una nueva polémica cuando tan solo hace unos días que decidió salir al paso públicamente, en las redes sociales, de las críticas por haber difundido en Twitter un cartel de apoyo a las manifestaciones contra Bill Gates, a quienes ciertas teorías de la conspiración atribuyen la expansión del coronavirus.

Etiquetas
Comentarios