Despliega el menú
Ocio y Cultura

personajes

El momentazo de Ana Milán, la actriz que se ha puesto de moda desde su casa

A los 46 años, vive días dulces en lo profesional gracias a los exitosos directos que hace en Instagram.

Ana Milán.
Ana Milán.
HERALDO

"Pensé en qué podía aportar estos días y decidí que compañía". Así le explicaba esta semana Ana Milán a David Broncano en 'La resistencia' cómo surgió la chispa que ha reavivado la popularidad de esta actriz (y periodista) que triunfa con sus directos casi diarios en Instagram. No es casualidad que el humorista haya querido contar con ella como una de las primeras invitadas en regresar a los platós. Las anécdotas y reflexiones que Milán hace a través de las redes llegan a congregar a casi 15.000 fieles y luego tienen un amplio y viral recorrido en Internet. Hay quien ya le pide que dé las campanadas junto a Fernando Simón.

Quizá algunos la hayan descubierto ahora, pero esta alicantina criada en la localidad manchega de Almansa tiene a sus espaldas una larga carrera forjada, sobre todo, en la televisión. Tras licenciarse en cuatro años (cuando las carreras eran de cinco), Milán aterrizó en Antena 3, donde debutó ante las cámaras junto a Jesús Vázquez en el programa 'La central'. Por aquellos años también fue modelo para Modesto & Lomba: "Era algo circunstancial: mido 1'77 y con maquillaje estábamos guapas todas", dijo en una entrevista al respecto.

Pero fue en 2005 cuando le llegó su gran oportunidad. Tras hacer sus pinitos en series entonces muy populares, como 'Compañeros' o '7 vidas', Ana Milán desembarcó en el proyecto que le iba a lanzar una fama de la que no se ha descabalgado: 'Cámara Café'. Allí pasó cuatro años dando vida a Victoria de la Vega, una jefa siempre enfadada, que, en parte, contribuyó al aura de mujer de fuerte carácter que la sigue acompañando. Así explicaba la actriz en una entrevista cómo logró el papel: "El director, Luis Guridi, me dijo 'hola qué tal, ¿para qué papel vienes?' y yo le respondí: “Pues vaya director estás hecho”.

Es precisamente esa retranca, junto a grandes dosis de sensatez y un anecdotario vital glorioso, el cóctel que está contribuyendo estos días al éxito de Ana Milán en las redes sociales.

De 'Cámara Café' (serie que tiene pendiente de estreno, por cierto, un capítulo en el que se vuelven a reunir sus protagonistas), Milán pasó a otras series tocadas por el éxito, como 'Betty, la fea', 'Física o Química' o, más recientemente, 'Amar es para siempre'.

Como presentadora también tiene un amplio curriculo: fue reportera del 'Caiga quien caiga' y del concurso 'Password', entre otros. En el teatro, uno de sus mayores éxitos fue '5mujeres.com'. Y también ha sido concursante, en 'masterchef Celebrity', donde se demostró como una buena y autoexigente cocinera, si bien no llegó hasta la final.

Ahora, en Youtube se pueden unas entrevistas para Netflix que Milán hace actrices y actores con las series como excusa.

En lo personal, Ana ha estado casada dos veces. La primera, con el actor Paco Morales, con quien tiene un hijo, Marco, que ahora tiene 18 años. Para otro matrimonio eligió al también a un actor Fernando Guillén Cuervo. Con él, por ejemplo, llevó en 2013 a los escenarios la obra 'Wilt. El crimen de la muñeca hinchable' que, como anécdota, hay que decir que se representó en el Teatro Principal de Zaragoza ante su propio autor, Tom Sharpe.

Más recientemente, ha tenido una relación con el periodista Peio H. Riaño y ahora las revistas del corazón la ligan sentimentalmente a un médico.

Etiquetas
Comentarios